El Líbano y la exigencia estadounidense – saudita de ilegitimar a su resistencia

Armando Reyes Calderín

Corresponsal de PL en El Líbano
Los derrotados carecen de fuerza para imponer condiciones al vencedor, sugirió una fuente cercana a la Resistencia Libanesa o Hizbullah, al referirse a la exigencia saudita de que ese partido salga del Gobierno.
"Hizbullah no aceptará formación de gobierno alguno sin su participación."
"Hizbullah no aceptará formación de gobierno alguno sin su participación."

Como es costumbre en esa agrupación político-militar libanesa, también llamada Partido de Dios, solo la dirección del partido puede dar la cara a los medios informativos.


De ahí que la fuente prefirió el anonimato para ofrecer sus consideraciones respecto a la situación generada a partir de la renuncia del primer ministro Saad Hariri. Hizbullah no aceptará formación de gobierno alguno sin su participación, agregó.


También comentó que el Partido de Dios rechazó propuestas para instalar un gabinete tecnócrata que excluya a todos los partidos políticos, entre ellos la Resistencia Libanesa, a fin de supervisar el proceso eleccionario de mayo próximo.


La ventaja siempre es para aquellos que salen victoriosos en el campo de batalla como logró Hizbullah en la campaña antiterrorista en El Líbano y en Siria, precisó.


El analista político Mario Abou Zeid declaró al periódico The Daily Star que mantener estabilidad en el país es una de las prioridades del Partido de Dios para lidiar con la renuncia de Hariri y las demandas de Arabia Saudita.


En primer lugar, ya vimos la reacción del secretario general de Hizbullah, Hasan Nasrallah, que en una comparecencia televisiva llamó a la calma y aguardar hasta que se conozcan las circunstancias alrededor de la decisión del Primer Ministro.


La Resistencia Libanesa, continuó Abou Zeid, no le interesa  desestabilizar la situación de seguridad, ya que está luchando en Siria y necesita asegurar su posición dentro y fuera del país.


Arabia Saudita en su decisión de enfrentar a Hizbullah e Irán tiene apoyo estadounidense expresado por el presidente Donald Trump
Arabia Saudita en su decisión de enfrentar a Hizbullah e Irán tiene apoyo estadounidense expresado por el presidente Donald Trump

Arabia Saudita en su decisión de enfrentar a Hizbullah e Irán tiene apoyo estadounidense expresado por el presidente Donald Trump, quien busca limitar o erradicar la influencia de Teherán en Medio Oriente, aseguró.


De otro lado, la Resistencia no está sola en esta confrontación, porque cuenta con aliados como la Corriente Patriótica Libre, del presidente Aoun, y el Movimiento Amal, del titular del Parlamento, Nabi Berri.


Y además hay diputados influyentes como Walid Jumblat, del Partido Progresista Socialista, o Sleiman Frangieh, quienes aseveraron que no aceptarán un Gobierno sin Hizbullah.


Para el Gabinete ministerial surgido en 2016, después de 29 meses sin un presidente, la Resistencia Libanesa puso su grano de arena en un acuerdo sellado por todas las partes, incluidos Irán y Arabia Saudita. En el contexto actual, esa avenencia se ha roto, dijo la fuente anónima de Hizbullah.


Hariri anunció el sábado su renuncia al cargo en un discurso televisado desde Riad, capital saudita, con el pretexto de la creciente influencia e interferencia iraní en la región y temores por su vida.


Esa decisión debilita aún más la frágil estructura del Gobierno que por herencia dejada por el colonialismo francés basa su composición en factores sectarios religiosos, debido al confesionalismo político que rige en el país. 


Ya El Líbano vivió una difícil experiencia de carecer de jefe de Estado desde mayo de 2014 hasta octubre de 2016 con todos los males que acarrea la falta de la cabeza en el poder ejecutivo, pero sin Hizbullah también habrá consecuencias negativas.

Los puntos de vista y opiniones expresadas en este artículo son las del autor y no reflejan necesariamente el punto de vista de Al Mayadeen.