Opinión - #Exclusivo

La Organización de Estados Americanos (OEA) celebró su 70 Aniversario. Fue un momento simbólico, una verdadera celebración tras el peligro de muerte natural que vivió hace 5 años.

Un país que no ha conocido la paz, marcado por la guerra civil prolongada, atravesado por el narcotráfico y su consecuente violencia y con una relación especial con Estados Unidos que data de más de 100 años, lanzó una fuerte señal de cambio el domingo 27 de mayo.

La oposición de derecha en Venezuela marcha de fracaso en fracaso como quedó demostrado en las elecciones presidenciales del 20 de mayo.

Para intentar comprender la razón por la cual la mayor parte de la clase política antichavista decidió no participar en las elecciones del 20 de mayo, es preciso remontarse al 7 de octubre de 2012: el antichavismo nunca llegó a recuperarse de la última derrota electoral que sufrió contra Hugo Chávez.

La guerra nunca ha sido un asunto exclusivo de los hombres. La historia muestra cómo algunas mujeres que decidieron romper esos prejuicios y estereotipos han ocupado roles decisivos en algunos conflictos bélicos.

Una agresión contra la República Bolivariana de Venezuela es una alternativa existente dentro del arsenal de Estados Unidos, su ejecución sería ilegal y algunos aliados estarían asustados por sus consecuencias.

¡¿Que significa todo esto?! significa que nos encontramos ante un ente agresor que se ha apoderado no solo de la tierra (Palestina, el Golán, las Granjas de Chebaa entre otras), sino también de la historia, los manuscritos, y las antigüedades palestinas y árabes, o sea de uno de los componentes de la memoria árabe; y este es un crimen que necesita de una respuesta y que no se detiene solo en los límites de la legalidad y de la organización de la UNESCO, sino que necesita que se le adjudique un papel a la fuerza en sus diferentes formas.

En junio de 2016 el gobierno cubano tomaba medidas ineludibles para enfrentar las consecuencias de una reducción significativa, que se mantiene hasta hoy, en los envíos de combustible desde Venezuela, basados en los acuerdos bilaterales pagados por la Isla con servicios de salud para sectores mayoritarios del pueblo venezolano.

La acción política de la derecha y del imperialismo en Latinoamérica y el Caribe se desarrolla en varias dimensiones. Sin pretender abarcarlas todas y asumiendo la complejidad que entraña la variedad de matices en cada país, apuntaremos algunas generalidades.