Opinión - #Siria

Milad Atieh: “La presencia de tropas estadounidenses y turcas en el territorio sirio es ilegal de acuerdo al derecho internacional y deben retirarse del territorio sirio”

Al-Mayadeen entrevistó a Robert John Carr, ​ más conocido como Bob Carr, un político australiano y actualmente es senador por el estado de Nueva Gales del Sur y fue Ministro de Relaciones Exteriores de su país hasta septiembre de 2013. Bob Carr nació el 28 de septiembre de 1947, en Matraville, Australia y milita en el Partido Laborista Australiano.

Los esfuerzos de Rusia para establecer un acuerdo con Washington, (Israel) y Jordania para crear una zona de distensión en el sur de Siria, enfrenta el riesgo de la retirada de Estados Unidos e (Israel) de los acuerdos previos, y esta retirada, amenaza con iniciar una escalada contra Siria e Irán, y posiblemente no le quedaría a Rusia ninguna alternativa sino la de enfrentar la escalada en el sur sirio.

El axioma jurídico se verifica, en las últimas acciones del régimen sionista contra posiciones sirias, que desenmascaran cuál ha sido su proceder desde el mismo inicio del conflicto en 2011.

El embajador de Siria en Cuba, Idris Mayya, aseguró hoy aquí que su pueblo continuará apoyando al ejército y al gobierno presidido por Bashar Al-Assad en la guerra que desde hace ocho años libran contra el terrorismo.

Entre mito y realidad, surge la dulce y enigmática obra poética de Adonis. Una entrevista que desnude a Adonis. Le presenta tal como es. El filósofo, el poeta, el misterioso y el revolucionario.

El último ataque contra Siria, ejecutado por las tres potencias más poderosas de occidente, Estados Unidos, Francia y el Reino Unido, con el apoyo explícito de naciones como Alemania, Holanda, Canadá, obviamente Israel, el secretario general de la OTAN, Jens Stoltenberg, y otro cúmulo de países, anhelantes de salir en la foto, de un club del que no son socios, ni lo serán nunca por pobres y descastados como España, elevó el número de muertos en algunos cientos o unos pocos miles, no se sabe, ni se sabrá nunca, ¿qué importa? si ya son tantos que el número exacto de nuevos muertos ni siquiera agregara más horror a la vergüenza de una guerra que ya lleva poco más de siete años y donde se han sucedido una cadena de crímenes, que ni las más afiebradas testas de nazismo las podría haber imaginado. Una guerra donde episodios como los de Niza, Manchester, Paris, Londres o Barcelona, no tendrían siquiera entidad para ser noticia.

En momentos en el que los habitantes de Damasco, se levantaban a la hora de la oración del alba, dirigiéndose a la gloria del Todopoderoso, los pecaminosos y agresores misiles habían comenzado un ataque inmoral e inhumano lanzado por gobiernos coloniales acostumbrados a iniciar guerras contra países confiados y pacíficos, complementando de esta manera lo que habían iniciado sin éxito sus mercenarios de las bandas terroristas que no pudieron destruir o quebrar la voluntad de un pueblo apegado a su tierra, a su patria y a su decisión independiente.

Estados Unidos y sus aliados están haciendo “mucho más” en Siria. La cipaya clase política opositora venezolana clama porque lo haga en Venezuela.