Reino Unido continuará apoyo a la UNRWA, España califica de grave actitud de EE.UU.

El Gobierno británico anunció este domingo su compromiso de apoyar a la Agencia de las Naciones Unidas para los Refugiados Palestinos en el Medio Oriente (UNRWA). España calificó de grave la decisión estadounidense de cortar los fondos.

Pedro Sánchez rechazó las acusaciones a la Unrwa de ser una organización corrompida e ineficaz.
Pedro Sánchez rechazó las acusaciones a la Unrwa de ser una organización corrompida e ineficaz.

El Gobierno británico anunció este domingo su compromiso de apoyar a la Agencia de las Naciones Unidas para los Refugiados Palestinos en el Medio Oriente (UNRWA).

El viceministro de Asuntos Exteriores para Medio Oriente, Alistair Burt, dijo en un comunicado oficial que el Reino Unido hará todo lo posible para mantener la continuidad de prestar   servicios esenciales en este momento.

Por su parte, el comisionado general de la Agencia, Pierre Krähenbühl, dijo que la decisión de Washington de cortar el financiamiento no afectará a sus responsabilidades hacia los refugiados.

Krähenbühl enfatizó que la Unrwa está comprometida con satisfacer las necesidades de los refugiados, expresando su rechazo y decepción por la decisión de Estados Unidos.

Entretanto, el Gobierno español calificó de grave la decisión de Washington de cortar los fondos a la Unrwa.

En un comunicado, advirtió que el cese de los aportes monetarios a la entidad, decidido el viernes por el presidente Donald Trump, amenaza seriamente la continuidad de programas esenciales en ámbitos como la salud, la educación o la ayuda alimentaria.

El Ejecutivo socialdemócrata de Pedro Sánchez también rechazó las acusaciones a la Unrwa de ser una organización corrompida e ineficaz.

Consideró que en sus casi 70 años de existencia y en condiciones de dificultad extrema, esa agencia de la ONU cumplió con fidelidad su mandato de brindar apoyo de emergencia y asistencia a la población palestina refugiada.

Estados Unidos fue durante décadas el principal donante de la agencia y en 2017 aportó 364 millones de dólares, según medios periodísticos.

En enero, sin embargo, recortó a 60 millones su aportación y el viernes anunció que pone fin a todas las ayudas que benefician a millones de refugiados en los territorios palestinos, Jordania, El Líbano y Siria.


"Los ‪refugiados de ‪Palestina necesitan esperanza, pero ésta solo puede ser motivada por una acción política firme".
"Los ‪refugiados de ‪Palestina necesitan esperanza, pero ésta solo puede ser motivada por una acción política firme".