Canciller saudita admite que asesinato de Jamal Khashoggi fue un error y defiende inocencia de príncipe heredero

El príncipe heredero, Mohammed bin Salman, no estuvo vinculado en el incidente, lo que contradice un informe de la Agencia Central de Inteligencia de EE.UU. (CIA), que concluyó que la operación saudita fue dirigida por el rey de facto de la monarquía, afirma el ministro.

El canciller saudita, Adel al-Jubeir, durane la entrevista ofrecida a la cadena estadounidense CBS.

El canciller saudita, Adel al-Jubeir, dijo a la cadena estadounidense CBS, que el asesinato del periodista Jamal Khashoggi fue “un error”, pero sostuvo que el príncipe heredero “no ordenó” el crimen.

“Fue un error. Fue cometido por funcionarios del Gobierno saudita que actuaron fuera del rango de su autoridad”, afirmó.

Al-Jubeir aseguró que el príncipe heredero, Mohammed bin Salman, no estuvo vinculado en el incidente, lo que contradice un informe de la Agencia Central de Inteligencia de EE.UU. (CIA), que concluyó que la operación saudita fue dirigida por el rey de facto de la monarquía.

También señaló que 11 personas han sido acusadas por el crimen y que están bajo custodia, y enfatizó que las autoridades sauditas no saben dónde está el cuerpo de Khashoggi, el cual, según informes, fue desmembrado y disuelto en ácido.

El pasado 7 de febrero, Agnes Callamard, relatora especial de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) que encabeza las investigaciones sobre el asesinato de Khashoggi, aseguró en un comunicado poseer pruebas de que el crimen fue ordenado por funcionarios sauditas.