Presidente Bouteflika renuncia a quinto mandato y aplaza elecciones en Argelia

El mandatario argelino anunció también una reorganización gubernamental para lograr una mayor movilización de las autoridades públicas y mejorar la eficacia de la acción del Estado en todas las áreas.

El mandatario comentó que el aplazamiento de los comicios, pactados inicialmente para el 18 de abril, responde a eliminar 'cualquier malentendido en cuanto a la conveniencia y la irreversibilidad de la transmisión generacional a la que estoy comprometido'.

El presidente de Argelia, Abdelaziz Bouteflika, renunció hoy a un eventual quinto mandato y anunció el aplazamiento de las elecciones en un inicio previstas para el próximo 18 de abril.

No habrá un quinto término, aseguró el mandatario de 82 años en un mensaje a la nación publicado en la agencia oficial de noticias argelina APS.

Según el reporte de Prensa Latina, el mandatario comentó que el aplazamiento de los comicios responde a eliminar "cualquier malentendido en cuanto a la conveniencia y la irreversibilidad de la transmisión generacional a la que estoy comprometido".

Bouteflika dio a conocer también que harán una reorganización gubernamental para lograr una mayor movilización de las autoridades públicas y mejorar la eficacia de la acción del Estado en todas las áreas.

Afirmó que esta nueva República y este nuevo sistema estarán en manos de las nuevas generaciones de argelinos que serán los principales actores y beneficiarios de la vida pública y el desarrollo de la Argelia del mañana.

Para ello convocó a una Conferencia Nacional inclusiva e independiente para adoptar "todo tipo de reformas" que servirán de base al nuevo sistema.

El líder saludó nuevamente el carácter pacífico y cívico de las protestas vigentes desde el pasado 22 de febrero contra su candidatura presidencial y que sumaron a varios sectores sociales como periodistas y estudiantes.

Entiendo el mensaje de los jóvenes en términos de angustia y ambición por su propio futuro y el del país, dijo Bouteflika en el mensaje.

Este lunes el Gobierno pidió la neutralidad de los jueces tras la negativa de una parte de ellos de supervisar las elecciones si Bouteflika mantenía su candidatura.

Ello ocurre tras el regreso del jefe de Estado al país la víspera y cuando se esperaban más protestas.

El propio Bouteflika pidió mantener la vigilancia ante una "eventual infiltración de esta expresión pacífica por alguna parte insidiosa, interna o externa".

A su vez, la alianza gubernamental -el Frente de Liberación Nacional, la Reagrupación Nacional para la Democracia, Agrupación Esperanza de Argelia y el Movimiento Popular Argelino- elogió el carácter pacífico de las manifestaciones.