Imposible para el cine en Hollywood ignorar las voces de las minorías, afirma director mexicano

"Me pareciera que estamos entrando en una etapa en la historia de Hollywood en la que es imposible ignorar todas las voces que se han sentido minorías, que han sentido falta de representación", explicó el realizador en entrevista con la agencia EFE

Director mexicano de cine Carlos López Estrada

Con Blindspotting, una aplaudida película en Estados Unidos sobre racismo y brutalidad policial, el director mexicano Carlos López Estrada debuta al frente de un largometraje y dijo que Hollywood está en una fase en la que no puede dar la espalda a quienes no se sienten representados.

"Me pareciera que estamos entrando en una etapa en la historia de Hollywood en la que es imposible ignorar todas las voces que se han sentido minorías, que han sentido falta de representación", explicó el realizador en entrevista con la agencia EFE.

"Y si todo se sigue moviendo en esta dirección, creo que en los próximos 10-15 años vamos a ver una explosión grande de este tipo de historias, porque ya llegó el límite en el que las películas se enfocaban en un grupo de personas como muy específico, que no es realmente un espejo cultural de lo que está sucediendo en este país", añadió.

La desigualdad, la violencia, la discriminación racial, la gentrificación y la brutalidad policial se dan la mano en la ambiciosa narrativa de "Blindspotting", cinta protagonizada y escrita por Daveed Diggs y Rafael Casal y que, tras estrenarse de manera limitada en ciudades como Nueva York y Los Ángeles el pasado viernes, llegará este fin de semana a las pantallas de toda la nación norteamericana.

Esta cinta, que participó en el Festival de Cine Independiente de Sundance, se centra en Collin (Diggs), un joven afroamericano que encara los últimos tres días de su libertad provisional cuando presencia en la calle el asesinato de un negro a manos de un agente de la policía.

Mientras Collin decide qué hacer, la película sigue sus pasos junto a Miles (Casal) enlazando trabajos precarios, enfrentando actitudes racistas y clasistas y asistiendo a los cambios sociales y económicos de su barrio.

López Estrada (Ciudad de México, 1988), que creció en Estados Unidos y hasta ahora se había destacado dirigiendo clips musicales, pertenece a una estirpe muy relacionada con la cultura: su madre es la productora televisiva Carla Estrada y su abuela es la actriz Maty Huitrón.

"Crecí en un entorno muy interesante: pasaba mis fines de semana en el teatro con mi abuela o iba a ver a mi mamá cuando estaba grabando. Desde chiquito, tenía como una pasión por el teatro, por las cámaras, por el arte, y cuando me tocó decidir para dónde iba a ir con mi carrera se me hizo muy fácil meterme en el mundo del cine", describió.

Para su ópera prima, López Estrada dijo que contar con Diggs y Casal, a quienes ya conocía de trabajos previos, fue algo muy interesante.

"Nos ayudó mucho a los tres porque era nuestro primer proyecto en largo: ellos como escritores y actores y para mí dirigiendo (...) Hacer una película es una tarea difícil pero creo que la forma menos complicada de atacarlo es poder hacerlo en equipo", afirmó.

"Blindspotting" se basa en las experiencias de Diggs y Casal en la ciudad de Oakland (California), algo así como la hermana trabajadora y modesta de San Francisco con una importante historia de conflictividad y de reivindicaciones sociales detrás.

"Estas ideas de estar en un lugar y sentirte extranjero, de no poder formar parte de una comunidad por cuestiones de raza, culturales o de lengua, son ideas que resonaban conmigo", apuntó.

El filme combina música con abruptos cambios de tono, entrelazando el drama con el humor, algo que tiene que ver con las dos películas que más vieron durante el rodaje: "Do the Right Thing" (1989) de Spike Lee y "The Shining" (1980) de Stanley Kubrick.