Cuba abandona apertura de Cumbre de Américas cuando intervino Almagro

"Almagro y la desprestigiada OEA no tienen ninguna moral ni ninguna autoridad para juzgar a países de la región y a Cuba. Por eso me retiré", subrayó el viceministro cubano.

El vicecanciller cubano Rogelio Sierra

El vicecanciller cubano Rogelio Sierra abandonó el acto inaugural de la VIII cumbre de las Américas cuando empezó a hablar el secretario general de la OEA, Luis Almagro, quien hizo declaraciones irrespetuosas hacia la isla.

Según el reporte de Prensa Latina, Sierra, quien representó a Cuba en los actos protocolares de apertura de la cita hemisférica, aclaró en declaraciones a los medios que prestó atención y escuchó con mucha seriedad el discurso del presidente de Perú, Martín Vizcarra, a quien deseó éxitos en su nueva responsabilidad política.

'Cuando se anunció el uso de la palabra por parte del secretario general de la OEA (Organización de Estados Americanos), Luis Almagro, hemos decidido retirarnos de la sala', explicó el diplomático, exembajador en Perú.

Recordó que el titular de la organización continental pronunció declaraciones 'muy ofensivas sobre Cuba y sus autoridades, y la delegación cubana no tenía porqué admitir esas declaraciones y en un acto de dignidad nos hemos retirado de esta sala'.

Subrayó que Almagro y la desprestigiada OEA no tienen ninguna moral ni ninguna autoridad para juzgar a países de la región y a Cuba. "Por eso me retiré", subrayó el viceministro cubano.

Al referirse a Venezuela, Sierra fue categórico en remarcar que la solidaridad 'no está en discusión, y hay hechos que prueban fehacientemente nuestra amistad y nuestra defensa de Venezuela'.