Régimen israelí niega entrada a activista sueco que caminó hasta Palestina

Ladraa llegó el viernes a la frontera de los territorios ocupados de Palestina a través de Jordania. No obstante, la Policía israelí le impidió el paso, reteniéndolo durante seis horas. Tras su puesta en libertad, el activista sueco volvió a la capital de Jordania, Amán.

El activista sueco de origen judío, Benjamín Ladraa.

Las autoridades israelíes le negaron la entrada en Palestina a un activista sueco que caminó 11 meses en solidaridad con el pueblo palestino.

El activista sueco de origen judío, Benjamín Ladraa, había partido de la ciudad sueca de Goteborg a pie hacia los territorios ocupados el año pasado, en protesta contra las violaciones israelíes contra los palestinos.

Ladraa llegó el viernes a la frontera de los territorios ocupados de Palestina a través de Jordania. No obstante, la Policía israelí le impidió el paso, reteniéndolo durante seis horas. Tras su puesta en libertad, el activista sueco volvió a la capital de Jordania, Amán.

“Me dijeron que no me dejaban entrar por dos razones: alegaron que iba a provocar un levantamiento en Palestina en Nabi Saleh y que era un mentiroso”, relató Ladraa.

El activista empezó su viaje en agosto pasado atravesando Europa, Turquía, El Líbano y Jordania.

“Salí de Goteborg a pie hace 11 meses. He recorrido unos 5 mil kilómetros hasta llegar a la frontera palestina, pasando por varios países. No abandonaré mi lucha hasta que Palestina sea liberada. En unos cuantos días volveré a Suecia en avión. Después decidiré mi hoja de ruta”, añadió Ladraa.

La intención de este joven de 25 años es informar y despertar conciencias para desencadenar acciones contra la ocupación israelí. “Explicar lo que viven a diario los palestinos” para “involucrar a más gente” porque cuantos más sepan lo que allí ocurre, “más presión ejercerán sobre sus gobiernos” para acabar con los terribles crímenes cometidos por el régimen israelí, dijo el activista.