Alerta UNICEF: 600 millones de niños vivirán con severa escasez de agua en 2040

Alerta la UNICEF sobre alarmante cifra de menores afectados por la carencia de agua para el año 2040. Documento “Sed por un futuro: el agua y los niños en un clima cambiante” presenta el problema y llama a la acción.
600 millones de niños vivirán con severa escasez de agua en 2040. Foto: Tomada de Internet
600 millones de niños vivirán con severa escasez de agua en 2040. Foto: Tomada de Internet
Para 2040, unos 600 millones de niños, vivirán en zonas con recursos hídricos extremadamente  limitados. Esta cifra equivale a que uno de cada cuatro menores de edad en el planeta, tendrán la carencia del preciado líquido, según informara el Fondo de Naciones Unidas para la Infancia (Unicef).

El informe publicado en conmemoración al Día Mundial del Agua, reconoce que 36 países enfrentan actualmente niveles extremos de estrés hídrico, algo que ocurre cuando la demanda de agua supera con creces la oferta de la misma.

“Sed por un futuro: el agua y los niños en un clima cambiante”, es un documento que analiza las amenazas a la vida de los infantes tras el agotamiento de las fuentes de agua potable. Al tiempo en que el cambio climático es estudiado como principal causante de la escasez de agua, sin dejar de reconocer cómo el aumento de la población y por ende el consumo del líquido, también repercute en esa situación.

“El agua es elemental. Sin ella, nada puede crecer. Pero en todo el mundo, millones de niños no tienen acceso a agua potable, poniendo en peligro sus vidas, socavando su salud y poniendo en peligro su futuro”, expresó Anthony Lake, director ejecutivo de Unicef.

El informe subrayó que los conflictos en muchas partes del mundo también amenazan el acceso de los niños al agua potable. A lo que Lake añadió: esta crisis sólo crecerá si la comunidad internacional no toma de inmediato acciones colectivas.

Algunos datos relevantes:

 ► 663 millones de personas en todo el mundo no tienen acceso a fuentes de agua adecuadas.

946 millones de personas practican la defecación abierta.

Más de 800 niños y niñas menores de cinco años mueren diariamente debido a la diarrea relacionada con el agua, el saneamiento y la higiene inadecuados.

►Las mujeres y las niñas pasan 200 millones de horas recolectando agua todos los días.

El impacto del cambio climático en las fuentes de agua no es inevitable, afirma Unicef, que incluye en el informe algunas recomendaciones que pueden frenar estas tendencias.

La necesidad de los gobiernos de frenar el impacto devastador de la carencia de agua para así crear un mejor futuro para los niños, es un imperativo. El documento llama a la acción convocando a la integración de las políticas para destinar inversiones hacia temas relacionados con el agua y el saneamiento.

“En un clima cambiante, debemos transformar la forma en que trabajamos para llegar a los más vulnerables. Una de las maneras más efectivas de hacerlo es salvaguardar su acceso a agua potable”, consideró Lake.