En Brasil "Día nacional de movilización" en apoyo a Lula da Silva

Organizaciones y movimientos sociales de Brasil convocaron este sábado al "Día Nacional de Movilización", una jornada de múltiples actividades en las principales ciudades del país para defender el derecho de Lula da Silva a ser candidato en las próximas elecciones presidenciales.
Cientos de organizaciones y movimientos sociales se movilizarán por todo el país en apoyo al expresidente y dirigente del Partido de los Trabajadores, Lula da Silva.
Cientos de organizaciones y movimientos sociales se movilizarán por todo el país en apoyo al expresidente y dirigente del Partido de los Trabajadores, Lula da Silva.
En el evento, que contará con diversas actividades políticas y culturales, participarán más de 70 organizaciones sociales locales y extranjeras, que se trasladarán desde distintas regiones a la ciudad de Porto Alegre, en el sur del país, donde tendrá lugar el juicio contra el expresidente brasileño el próximo 24 de enero.

De acuerdo con medios locales, la causa judicial contra Lula pasó por encima de otros siete expedientes que estaban a la espera de trámite de fecha para formalizar los juicios por acciones relacionadas con el mismo caso de Lava Jato.



El juez responsable de establecer las fechas para los juicios argumentó que la decisión fue tomada porque no es necesario llevar un orden cronológico, ya que solo se valora la complejidad de cada uno de los casos.

Inestabilidad social

Según el sociólogo brasileño Vinicius Sartorato, las movilizaciones a favor del dirigente social se desarrollan en un ambiente de "revueltas populares" por el descontento en relación con "los niveles económicos decepcionantes y los casos de corrupción".

El analista expresó que "el desempleo y la renta de la clase obrera, que han tenido un desempeño negativo desde el 'impeachment' contra Dilma Rousseff, han complejizado la situación".



Sobre el proceso judicial

Un análisis divulgado por un medio local trata de esclarecer la trama que rodea el proceso judicial. 

El informe detalló que, independientemente de los resultados del juicio, no existe posibilidad jurídica para decretar un arresto inmediato, porque la legislación brasileña prevé una serie de recursos, aún cuando se trata de un proceso de segunda instancia.

Por otro lado, si resultase condenado, "el expresidente puede continuar como presidenciable por el Partido de los Trabajadores (PT)", según opinión emitida por Diogo Rais, especialista en derecho electoral.

"Una cosa es la causa de la inelegibilidad y otra es la aplicación. La aplicación es exclusivamente electoral, depende de una decisión (de la justicia) electoral, y no hay inelegibilidad automática, depende de un proceso (específico)", subrayó.