Asesor de Trump revela aspectos económicos de polémico plan de paz para Medio Oriente

La propuesta de plan de “paz para la prosperidad”, que será presentada por el yerno de Trump, Jared Kushner, en una conferencia internacional en Barhein la próxima semana, incluye 179 proyectos de infraestructura y negocios, según los archivos obtenidos por la agencia Reuters.

Jared Kushner, ejecutor de los planes de Trump para los palestinos.

El plan económico por 50 mil millones de dólares del gobierno de Donald Trump para Medio Oriente, exige la creación de un fondo de inversión global para mejorar -supuestamente- la economía palestina y la de los estados árabes vecinos, y la construcción de un corredor de transporte para conectar Cisjordania y Gaza, según funcionarios estadounidenses y documentos consultados por la agencia Reuters.

La propuesta de plan de “paz para la prosperidad”, que será presentada por el yerno de Trump, Jared Kushner, en una conferencia internacional en Barhein la próxima semana, incluye 179 proyectos de infraestructura y negocios, según los archivos obtenidos por el medio de prensa.

 

Más de la mitad del mencionado monto se gastarían en los territorios palestinos con problemas económicos durante 10 años, mientras que el resto se dividiría entre Egipto, El Líbano y Jordania.

Algunos de los proyectos serían en la península del Sinaí, donde las inversiones podrían beneficiar a los palestinos que viven en la adyacente Gaza, un enclave costero bloqueado y empobrecido.

El plan también propone cerca de mil millones de dólares para fortalecer el sector turístico de los palestinos.

Trump espera que otros países, principalmente los estados ricos del Golfo Pérsico e inversores privados, se hagan cargo de gran parte del proyecto de ley, dijo Kushner a Reuters.

La revelación del proyecto se da tras dos años de deliberaciones y demoras en la implementación de un plan de paz más amplio entre israelíes y palestinos.

Los palestinos, que llamaron a boicotear el evento, se han negado a hablar con el gobierno de Trump desde que éste reconoció a Jerusalén como la capital israelí a finales de 2017.

El veterano negociador palestino Hanan Ashrawi desestimó las propuestas el sábado y dijo: “Todas son intenciones, todas son promesas abstractas” y dijo que solo una solución política resolvería el conflicto.

Kushner dejó en claro en dos entrevistas con Reuters que él considera su fórmula detallada como un punto de inflexión, a pesar de que muchos expertos en Oriente Medio afirman que tiene pocas probabilidades de éxito donde han fracasado décadas de esfuerzos de paz respaldados por Estados Unidos.

“Me río cuando atacan esto como el ‘Acuerdo del siglo’”, apuntó Kushner sobre los líderes palestinos que han rechazado su plan. “Esta será la ‘Oportunidad del siglo’ si tienen el coraje de perseguirlo”, recalcó.

La abrumadora mayoría de la comunidad de negocios palestina no asistirá a la reunión de Berhein, anticiparon empresarios de la ciudad de Ramallah en Cisjordania.

 

Varios estados del Golfo Pérsico, incluida Arabia Saudita, participarán en la cita convocada por Estados Unidos del 25 al 26 de junio en Manama, capital de Barhein, para el lanzamiento de la primera fase del polémico plan de paz de Trump.