Etiquetas #Acuerdo_Del_Siglo

Aquí algunos de los puntos que contemplaría la propuesta de Donald Trump y su yerno, Jared Kushner, para "alcanzar la paz" en el Medio Oriente:

El presidente de los Estados Unidos busca determinar el destino de más de 5,4 millones de refugiados a través de lo que él llamó el "acuerdo del siglo”. Un destino que aún permanece desconocido, pero pretende asentar y naturalizar esos refugiados palestinos garantizando los intereses de Israel y liquidando la causa palestina y el sueño de millones de personas de regresar a sus tierras.

Los expertos reiteran que "para poner fin al conflicto, proteger a los israelíes y palestinos, y prevenir un mayor derramamiento de sangre y una mayor inestabilidad en el Medio Oriente, el peligroso enfoque de 'la economía primero" de Trump debe ser descartado, y, si no, opuesto.

"La Casa Blanca no puede persuadir a este país, dijo Berri, para que permanezcan para siempre los refugiados palestinos, a cambio de inversiones por millones de dólares". Señaló que Kushner está equivocado si cree que, con esos dólares, comprará principios en El Líbano.

El jefe de la Agencia de la ONU para los Refugiados Palestinos (UNRWA), Pierre Krahenbuhl, expresó que la iniciativa de la Casa Blanca deja de lado a los palestinos y eleva sus niveles de “ansiedad”.

La declaración final de la conferencia "Comunicadores contra acuerdo del siglo", celebrada en el hotel Ramada, en Beirut, capital de El Líbano, indica que la iniciativa estadounidense representa los casos máximos de humillación, judaización y obstrucción". Considera que la hora requiere de una posición clara: no hay paz, no hay negociación, no hay reconocimiento.

Después de reunirse con el presidente del Parlamento libanés, Nabih Berri, en Beirut, el vicepresidente Buró Político de Hamas, Saleh Al-Arouri, dijo que la posición unificada de los palestinos rechazará ese acuerdo, y señaló que ambas partes, libanesas y palestinas, acordaron rechazar el plan por ser un capítulo que propone la renuncia de los derechos.

El Gobierno palestino señaló, por medio de su portavoz Ibrahim Melhim, que "lamenta profundamente la declaración de El Cairo y Amán sobre su participación en la conferencia y los llama a ellos y a todos los países hermanos y amigos a retirar su participación" en el evento previsto para el 25 y 26 de junio.

Los palestinos han decidido de manera unánime rechazar el acuerdo del siglo, y a pesar de que no se ha anunciado su contenido, este acuerdo logró lo que no han podido hacer años de conferencias, encuentros y reuniones que buscaban poner fin al divisionismo palestino; pero al mismo tiempo, ha evidenciado que existe discrepancias entre los árabes en cuanto a la posición del mismo.

Un acuerdo muy promocionado con el que –según dicen- terminarán con lo que occidente llama el conflicto palestino-israelí.

Espero que llegue el próximo Eid al-Fitr mientras el pueblo palestino libera a su país de la ocupación israelí, establezca su Estado independiente, con Jerusalén Este como su capital, y supere los complots creados contra el conflicto palestino-israelí, incluido el llamado Acuerdo del Siglo, declaró Abbas.

El presidente egipcio, Abdel Fattah al-Sisi, negó los rumores sobre las concesiones de su país como parte de un acuerdo del siglo y afirmó que Egipto no aceptará nada que los palestinos no quieran.

En su discurso durante una de las actividades locales, Al-Sinwar condenó las crecientes campañas de normalización de relaciones con (Israel) y los canales satelitales árabes que están interesados en promover la propaganda sionista.

“Podría ser rechazado (…) tiene dos cosas buenas y nueve cosas malas”, aseguró Pompeo en una reunión a puerta cerrada con funcionarios israelíes, según reveló el domingo el diario estadounidense The Washington Post.

Estados Unidos ha hecho todo lo posible para implementar su llamado “acuerdo del siglo”, un trato cuyo objetivo es liquidar la Causa Palestina, declarar al Estado de (Israel) como un Estado judío y reconocer su ocupación a Cisjordania, Gaza y los Altos del Golán de Siria.

El comandante en jefe del Cuerpo de Guardianes de la Revolución Islámica (CGRI) de Irán, el general de división Hosein Salami, dejó claro que son totalmente infundadas las acusaciones formuladas por parte de EE.UU. y sus socios regionales de que Irán hubiera estado detrás de los ataques contra cuatro buques ocurridos a mediados de mayo en el puerto marítimo de Al-Fujairah