Etiquetas #Asia_Central

Según el Ministerio del Interior del país, un automóvil explotó cargado de bombas. El ataque apuntó a una estación de policía. El movimiento radical de Afganistán Talibán se atribuyó la responsabilidad de la explosión.

"Si bien el número de civiles muertos y heridos es un 27 por ciento inferior al mismo período en 2018, año que registró un número récord de víctimas civiles, la ONU observa con preocupación patrones inquietantes como el aumento del 27 por ciento en las muertes de civiles en el segundo trimestre de 2019 en comparación con el primero", señaló en un comunicado la Misión de Asistencia de la ONU en Afganistán (Unama), citando su informe de mitad de año.

El Gobierno afgano culpó en varios comunicados a los talibanes del triple atentado, pero los insurgentes se desvincularon de los dos primeros y, sobre el tercero, aseguraron que estuvo dirigido contra un convoy de las tropas extranjeras desplegadas en el país.

Las víctimas hasta ahora incluyen a dos oficiales de policía, ocho civiles y dos atacantes.

Con este deceso, se eleva a siete el número de soldados norteamericanos muertos allí en lo que va de año.

La decisión de liberar a los talibanes se tomó a principios de mayo como un paso hacia el establecimiento de la paz en el país.

Hasta el momento ningún grupo insurgente ha reivindicado la autoría del ataque que precede al fin del Ramadán.

El ataque fue reinividicado por el Ejército de Liberación Baluchi, una organización que busca la independencia de Baluchistán, según dio a conocer la organización en su cuenta de Twitter.

De acuerdo con la declaración final, los delegados a la Loya Jirga demandaron que el gobierno de la República Islámica de Afganistán y el movimiento talibán deberían decretar y aplicar un cese el fuego permanente, empezando el primer día de Ramadán.

El vocero policial Ruwan Gunasekera identificó a las personas arrestadas como Mohamed Iyuhaim Sadik Abdul Haq y Mohamed Iyuham Shaheed Abdul Haq, quienes fueron entregados al Departamento de Investigación Criminal para futuras investigaciones.

El reporte oficial dio cuenta que tres hombres se hicieron estallar en el momento en que militares y policías buscaban entrar en lo que se creía era un sitio de seguridad de Daesh en la localidad de Kalmunai, al este del país. Reportan seis menores de edad muertos.

De acuerdo con fuentes militares, 24 talibanes muertos y cinco artefactos explosivos destruidos fue el saldo de un ataque ejecutado por las Fuerzas de Operaciones Especiales en el distrito de Tarin Kot, provincia de Uruzgan.

Nasrat Rahimi, portavoz del Ministerio del Interior, indicó que en el ataque participaron tres terroristas suicidas, dos de ellos fueron eliminados. Todos los edificios cercanos al Ministerio fueron desalojados.

Según informes de la cadena de televisión Tolo News, citados por Sputnik, la ofensiva de los talibanes empezó el 3 de abril a las 23:00 horas locales (18:30 GMT) y continúa hasta el momento.

El Ministerio de Relaciones Exteriores de Qatar expresó la firme postura del Estado qatarí sobre el rechazo de la violencia y el terrorismo, independientemente de los motivos y las causas.

Los bombardeos tuvieron lugar en la aldea de Taluka, a unos ocho kilómetros de la capital provincial, donde en los últimos días se produjeron enfrentamientos entre los terroristas y las fuerzas gubernamentales, precisó Yousuf Ayoubi, funcionario del consejo provincial.

Según comunicó este domingo la agencia Pajhwok, tres soldados afganos fueron capturados durante el enfrentamiento con los insurgentes que tuvo lugar en la madrugada del 17 de marzo en el distrito de Qaisar.

Según una nota difundida en el sitio digital del Ministerio de Defensa de Afganistán, en el ataque murieron nueve terroristas suicidas y su líder, Qari Arif.

“La cuestión del terrorismo aún no se ha resuelto y es posible que los terroristas sigan creándoles problemas a los pueblos de diferentes formas, dado que EE.UU. tiene un nuevo sueño para la región: trasladar a los terroristas a Afganistán, Asia Central y el Cáucaso”, afirmó Hassan Rouhani durante su visita a Irak

Reportan tensa calma entre los vecinos hostiles de Pakistán y la India desde las redadas transfronterizas en la disputada región de Cachemira.