Etiquetas #El_Líbano

Una política impositiva letal para los ciudadanos de a pie o lo absurdo de cobrar llamadas por aplicaciones de Internet, catapultaron las masivas y airadas protestas de los últimos días y una solución a sus demandas no se ve a corto ni mediano plazo.

Mientras Hariri se sienta en su despacho, decenas de libaneses continúan en los alrededores solicitando su renuncia y la de la élite gobernante.

En Estados Unidos, el drama que rodea el potencial juicio político de Donald Trump va a escalar enormemente las tensiones políticas que ya están dividiendo profundamente al país.

Los activistas publicaron en los sitios web una imagen de la bandera israelí quemándose bajo los pies de los manifestantes mientras corearon: "Estamos firmes con la resistencia".

Hariri Reveló que el documento de reforma incluye reducir los presupuestos de fondos y consejos de desarrollo en un 70%.

El proyecto consiste en reducir en 50 por ciento de los salarios de los funcionarios en ejercicio y de los retirados. No contiene más impuestos o tarifas sobre los ciudadanos, recaba medidas para combatir la corrupción y el despilfarro, así como lograr generación energética capaz de erradicar los apagones diarios.

El corresponsal de Al Mayadeen habló de una reunión entre una delegación del Partido Socialista y Hizbullah en el Suburbio del Sur de Beirut, donde hubo una extensa discusión sobre las reformas que se pretenden adoptar.

En una entrevista con Al Mayadeen, enfatizó que "el cambio de políticas presupone el cambio de políticos y los funcionarios deben darse cuenta de que ha llegado el momento de la transferencia del poder".

Las acciones de desobediencia civil tomaron grandes áreas de El Líbano, donde hubo bloqueo de carreteras  en más de una ciudad, sin registrar enfrentamientos con las fuerzas de seguridad.

Ayer, El Líbano fue escenario de más protestas populares en medio de una avalancha masiva de ciudadanos afectados por la represión por parte de las fuerzas de seguridad en Beirut en la noche del viernes , los ataques de los militantes del Movimiento de Amal en el sur y los partidarios del líder druzo Walid Jumblatt que intervinieron para determinar el curso del accionar popular en la montaña.

Varios establecimientos comerciales capitalinos amanecieron con sus vidrios rotos y la evidente falta de artículos y productos sustraídos por los vándalos, mientras había escombros en las calles que impedían el tránsito.

El cambio comienza con una palabra, que se convierte en opinión pública y los que tienen fe en la patria no se desmoronan y seguirán adelante, dijo Al Sayyed al programa Justo en la Diana de la Televisión Cubana.

Las regiones y ciudades libanesas continuan siendo testigos de diversas manifestaciones y protestas que se han extendido a las varias regiones y que durante las cuales se han ocurrid enfrentamientos con las fuerzas de seguridad.

En Londres, Los Ángeles, Barcelona, Milán, Berlín, Toronto, Boston, Niza, París, Ginebra, Madrid, Países Bajos y Lyon, se concentraron decenas de personas para solidarizarse con los reclamos del pueblo libanés.

En un mensaje por Internet, publicado en los medios, el jefe de la agrupación política Fuerzas Libanesas, Samir Geagea, anunció esa decisión que comenzó a perfilarse en ausencias a sesiones de debate en el Ejecutivo por el presupuesto de 2020.

Como primer paso, asignó el hotel Lancaster para concentrar a sus nacionales que regresarán al reino en la primera oportunidad, dijo un comunicado difundido por redes sociales.

El corresponsal de Al Mayadeen informó que los enfrentamientos se caracterizaron por el atropello a los participantes en las protestas. Las fuerzas de seguridad, además de arrestar a algunos ciudadanos, trataron de dispersar a los manifestantes con gas lacrimógeno.

“Si hay alguien que tiene otra solución a la crisis económica, que salga y se haga cargo”, declaró Hariri.

Load More