Etiquetas - #Elecciones

Venezuela: Inicio de la campaña para los comicios presidenciales del 20 de mayo 2018

La designación del nuevo presidente se cumplirá el 19 de abril de 2018, cuando se constituya la Asamblea Nacional.

Lo más importante que ocurrió el domingo 20 de mayo es que venciendo amenazas de todo tipo, el pueblo venezolano otra vez salió a votar e impuso democráticamente y a la vista de cientos de observadores electorales la esperada reelección de Nicolás Maduro. Ese detalle precisamente, el de la renovada práctica de defender la soberanía popular con una urna como arma es la que desde aquel no muy lejano diciembre de 1998 viene poniendo a los sucesivos gobiernos estadounidenses al borde de la histeria.

Tanto se habla de las elecciones en Venezuela que el mundo ignora lo que ocurre al oeste de ese país. Si la algarabía no tuviera tantas implicaciones geopolíticas, económicas, ideológicas y simbólicas, se podría llegar a pensar que tanto ruido contra Caracas busca, además, desviar la atención de lo que ocurrirá en Colombia el próximo 27 de mayo.

El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, ganó hoy las elecciones presidenciales con cinco millones 823 mil 728 de votos y el 92 por ciento de los datos transmitidos, tendencia ya irreversible.

Cuando se caminan las calles de Caracas se interioriza -más allá de las pasiones- que quienes “diseñaron” la estrategia de “atomizar” chocaron con una táctica más simple y a la vez definitoria: la unidad del pueblo

Para intentar comprender la razón por la cual la mayor parte de la clase política antichavista decidió no participar en las elecciones del 20 de mayo, es preciso remontarse al 7 de octubre de 2012: el antichavismo nunca llegó a recuperarse de la última derrota electoral que sufrió contra Hugo Chávez.

Las recientes sanciones estadounidenses contra la Resistencia libanesa o Hizbullah, crearon confusiones, con relación a las posibilidades de crear un nuevo gobierno rápido en la nación de los cedros, según vaticinios de hoy emitidos por diversos medios.

"Venezuela tiene el derecho soberano de votar, y su voluntad debe ser respetada", así lo manifestó hoy el actor estadounidense Danny Glover, a través de un video transmitido en las redes sociales.

La campaña presidencial en Venezuela arriba hoy a su última jornada, preámbulo de la cita con la historia de este pueblo el próximo 20 de mayo.

El primer ministro iraquí, Haidar al-Abadi, anunció que, " En caso de haber pruebas que demuestren la existencia de un fallo técnico en el sistema electrónico de votación utilizado en las elecciones parlamentarias, la Comisión Electoral podrá recurrir a un reconteo manual de votos en todo el país.

La Alta Comisión Electoral de las elecciones en Iraq anunció hoy los resultados obtenidos en otras seis provincias.

El primer ministro de Líbano, Saad Hariri, ha reemplazado a su primo y jefe de gabinete Nader Hariri después de que su partido Futuro perdiera más de un tercio de sus escaños en las elecciones parlamentarias de hace una semana: 20 escaños frente a los 33 ganados en las últimas elecciones del país en el 2009.

Una agresión contra la República Bolivariana de Venezuela es una alternativa existente dentro del arsenal de Estados Unidos, su ejecución sería ilegal y algunos aliados estarían asustados por sus consecuencias.

En un acto de campaña efectuado en el estado de Yaracuy, Maduro aseveró que el pueblo venezolano responderá a las acciones injerencistas del gobierno de Washington con una asistencia masiva a los colegios para ejercer su derecho al voto.

El nuevo Parlamento se inclina a generar dos frentes: la primera que incluye una alianza compuesta por la Corriente Patriótica Libre y el Movimiento Futuro, y el segundo que incluye al Movimiento Amal, el Partido Socialista Progresista con sus aliados, y la Corriente Marada y las Fuerzas libanesas .. La votación por la Presidencia del Parlamento no será más que la primera pauta de esta división.

El diario "An-Nahar" consideró que la visión desde el exterior se ha centrado en los resultados de las elecciones y en el panorama resultante, al ser considerada la consolidación de la influencia de Hizbullah y de sus aliados y el incremento de esta influencia a través de una adquisición adicional lograda por la Resistencia gracias a unos escaños sunnitas que son, adversos a la Corriente “Futuro” y favorecen a Hizbullah y sus aliados regionales como Siria e Irán; este resultado presenta el riesgo de complicar la política occidental hacia El Líbano que, como Estado, es un importante receptor de apoyo militar de los Estados Unidos y es dependiente de miles de millones de dólares en ayuda y en préstamos requeridos para reactivar su frágil y pésima economía.