Etiquetas - #Hizbulah

Comandante militar de Hizbulah, fue uno de los líderes de la Resistencia más prominentes en la historia del conflicto árabe-israelí

“El primer ministro no puede descartar a  ninguno de los partidos políticos", dijo Mansour en el programa "Diálogo de la hora " en el canal de Al Mayadeen emitido este  viernes, y afirmó que si las esperadas ayudas afectarían a  la soberanía de El Líbano no harían falta entonces.

"La respuesta saudita a las agresiones israelíes fue la colaboración con EE.UU. en sancionar a la primera fuerza que logró liberar el territorio árabe y acabar con el mito de la invencibilidad de Israel. Desvergüenza tras desvergüenza”, señaló el jefe de la Diplomacia iraní.

Nasrallah elogió la respuesta de los militares sirios al ataque israelí y afirmó que ese era un claro "mensaje" a Israel sobre atacar la soberanía de Siria.

El vicesecretario general de Hizublah, el cheikh Naim Qassem, expresó que la insistencia del pueblo palestino de regresar a su tierra es un asunto que se ha reavivado con los nuevos movimientos antipalestinos de EE.UU. y el régimen de Israel.

Los partidos y fuerzas políticas libanesas iniciaron un camino lleno de espinas, el de la formación del nuevo gabinete.

El nuevo Parlamento se inclina a generar dos frentes: la primera que incluye una alianza compuesta por la Corriente Patriótica Libre y el Movimiento Futuro, y el segundo que incluye al Movimiento Amal, el Partido Socialista Progresista con sus aliados, y la Corriente Marada y las Fuerzas libanesas .. La votación por la Presidencia del Parlamento no será más que la primera pauta de esta división.

Velayati dijo que el resultado de las elecciones legislativas celebradas en El Líbano también era “una victoria para Siria y una ayuda crucial a ese país frente a los terroristas”.

El líder de Hizbulah enfatizó que las elecciones parlamentarias son un gran logro nacional para El Líbano, y declaró que "la composición del nuevo parlamento es una garantía para proteger a la resistencia y poner en práctica nuestro programa y la lucha contra la corrupción".

El titular israelí anunció que después de los resultados de las elecciones parlamentarias, las autoridades israelíes tendrán una postura política similar, tanto hacia el Gobierno de El Líbano como hacia Hizbulah.

La posición de los activistas se produjo en el contexto de la ruptura de las relaciones marroquí-iraníes debido al supuesto apoyo de Hizbulah a los miembros del Frente Polisario.

En una entrevista con la cadena BBC Arabic, el presidente libanés dijo que la nueva ley electoral producirá un consejo parlamentario que proporcionará más estabilidad en el país. Indicó que hay una decisión colectiva de que El Líbano debe permanecer estable y que la agresión israelí contra cualquier país árabe es inaceptable, especialmente cuando se trata de Siria.

El documento, según medios de prensa, es una carta firmada por el canciller saudita, Adel al-Jubeir, y dirigida al encargado de negocios de Arabia Saudita en El Líbano, Walid al-Bukhari, en la que pide algunas medidas para hacer bajar la popularidad de Hizbulah en el país árabe.

Una fuente bien informada en la Cancillería persa infirmó al canal de Al Mayadeen que la razón de la visitar del ministro marroquí a Teherán fue discutir las recientes acusaciones del país africano.

Un ataque aéreo israelí que mató e hirió a decenas de iraníes en una base siria es el último signo de conflicto en aumento.

El comunicado de Hizbulah destacó que Al Samad fue hombre extraordinario, que asumió la responsabilidad en la circunstancia más difícil y se enfrentó a la agresión más violenta de la región, logró sus más preciados sueños al caer mártir en su tierra que defendió y entre su pueblo, al que amaba y con el que se quedó hasta el último momento de su vida

Estados Unidos, que suministra a Arabia Saudita y a otros armas con cientos de miles de millones, perderá más que este dineral en torno a sus intereses en caso de un enfrentamiento armado en la región.

El secretario general de Hizbulah, Sayyed Hassan Nasrallah, marcó un hito en su definición del discurso político para el periodo postelectoral, intentando redimir la vida política alejándola del lenguaje irracional y provocativo y su manera de recurrir al fanatismo, e intentando hacer que tanto las diferencias como el diálogo se basen en proyectos y temas y no en lealtades, acusaciones y antagonismos

Nasrallah hizo hincapié en que El Líbano solo puede reconstruirse con fraternidad entre todas las facciones libanesas y todas ellas deben cooperar para el futuro del país árabe.

Hizbulah se ha garantizado esencialmente una victoria al enfrentar a opositores y arrastrar los distritos electorales, pero Occidente aún puede contener el daño al presionar a Beirut sobre las reformas económicas.