Desnuda escritora argentina en nuevo libro antecedentes del golpe en Bolivia

Golpe en Bolivia: Washington ordenó, OEA ejecutó, así titula la escritora e investigadora el volumen, publicado por la editorial Acercándonos Ediciones y calificado como una denuncia cronológica de todos los procesos detrás de la guerra sucia, con la complicidad de varias naciones de la región, que se tejió para llegar al golpe contra Evo Morales.

  • Desnuda escritora argentina en nuevo libro antecedentes del golpe en Bolivia
    Desnuda escritora argentina en nuevo libro antecedentes del golpe en Bolivia

La destacada intelectual argentina Stella Calloni pone hoy al destape un libro devenido una denuncia sobre los pasos y todo el telón de Estados Unidos detrás del golpe de Estado en Bolivia.

Golpe en Bolivia: Washington ordenó, OEA ejecutó, así titula la escritora e investigadora el volumen, publicado por la editorial Acercándonos Ediciones y calificado como una denuncia cronológica de todos los procesos detrás de la guerra sucia, con la complicidad de varias naciones de la región, que se tejió para llegar al golpe contra Evo Morales.

Este libro apunta a la sistematización de los pasos y antecedentes del golpe en Bolivia, los intentos de asesinar a Evo, a través de una cantidad de notas que fueron apareciendo y denuncias muy importantes, explicó en exclusiva a Prensa Latina su autora.

Conocida por sus múltiples investigaciones sobre la Operación Cóndor, Calloni profundiza en ocho capítulos todos los antecedentes, el rol de la OEA (Organización de Estados Americanos), y su secretario general, Luis Almagro, el contexto regional, los fallidos intentos por derrocar a Morales que se sucedieron desde 2008 y sobre todo el papel de Estados Unidos.

Argentina y Chile realizaron maniobras los días anteriores a las elecciones en Bolivia en la frontera con la presencia del Comando Sur y asesores israelíes que estaban en la zona de la triple frontera, explicó la periodista al señalar cómo en Chile, cumpliendo órdenes de Washington, se descubrieron camiones y armas que entraron por el puerto de Iquique.

Incluso uno de los camiones fue interceptado poco antes del golpe en Santa Cruz, cargado de armas que venían directamente para los paramilitares bolivianos, subrayó Calloni tras añadir que hay información de la complicidad del gobierno de Mauricio Macri, en la figura de un representante de la inteligencia argentina en Bolivia repartiendo dinero entre los golpistas.

Hay muchos datos, existen investigaciones que implican abiertamente a varios personajes. De eso se trata este libro, una denuncia para tomar hilos de una investigación profunda de estos golpes militares, manifestó Calloni al recalcar que no hay ninguna duda de la participación de la OEA y Estados Unidos en el golpe.