Haidar Al-Abadi

Salma Al Hajj

Presentadora y corresponsal de Al Mayadeen
Entrevista exclusiva con el primer ministro iraquí, Haidar Al-Abadi.
Haidar Al-Abadi, presidente de Irak. Foto: Al Mayadeen
Haidar Al-Abadi, presidente de Irak. Foto: Al Mayadeen
El primer ministro iraquí, Haidar al-Abadi, indicó en una entrevista con Al Mayadeen que las informaciones disponibles revelan que Abu Bakr al-Baghdadi ha huido de la ciudad de Mosul hace ya mucho tiempo, y confirmó que las fuerzas iraquíes ya se encuentran luchando en el último cuadrante de la ciudad.

Los terroristas se congregaron en pequeños grupos y estamos en una guerra de calles contra ellos en el último cuadrante, expresó.
Sobre el proceso de las operaciones en Mosul, Al-Abadi aseguró que la victoria de las fuerzas iraquíes ya se ha logrado.

Señaló que el número de terroristas es pequeño. "No vamos a permitir que se agrupen",  manifestó.

El jefe del Gabinete iraquí aclaró que las zonas liberadas por las fuerzas iraquíes en Mosul hasta el momento son las aéreas más difíciles, e hizo hincapié en la máxima preocupación por la seguridad y la serenidad de la población en esa ciudad. Agregó que "la protección de la población civil requiere su permanencia en sus casas".

Indicó, además, que las fuerzas iraquíes liberaron la orilla izquierda de Mosul por completo, y más de la mitad de la parte derecha. "Hemos liberado la provincia de Nínive, después de haber estado tan lejos, a 300 kilómetros de distancia", dijo.

Al-Abadi explicó que existe un plan integral de un proyecto mediático que trata de presentar a todas las victorias de las fuerzas iraquíes como malas.

Enfatizó también que el retorno de las minorías a sus ciudades es una prioridad del gobierno iraquí, particularmente, en Mosul.

El titular iraquí agregó que la organización terrorista Daesh mina un gran número de viviendas con bombas y toma  a los civiles como escudos humanos.

En relación con el momento escogido para la batalla de Mosul, Al-Abadi señaló que esa decisión es iraquí 100% y que el plan y todos los recursos de potencia son iraquíes. “Los  norteamericanos sólo proporcionan una cobertura por aire en la batalla de Mosul", comentó.

A su juicio, hubo una confusión acerca del ataque aéreo que causó la matanza en Mosul, y aseguró que Daesh ha puesto a 130 civiles en una sola casa y las investigaciones indican que la casa estaba desde ya minada por la organización terrorista.

Asimismo, añadió que las fuerzas iraquíes encontraron varias casas minadas y cerradas con civiles adentro, que han sido liberados por las tropas atacantes, y acusó a Daesh de tomar a los civiles de escudos humanos y cometer masacres en Mosul, para luego culpar a las fuerzas iraquíes de cometer dichos actos abominables.

Al-Abadi reiteró que Daesh solo tiene dos opciones la rendición o la muerte, y se negó a fijar una fecha para terminar la batalla de Mosul. "No vamos a sacrificar a los ciudadanos y a los combatientes por el compromiso por haber dado una fecha para el fin de esa batalla”, dijo. 

Confirmó, asimismo, que los sunitas no tienen nada que ver con Daesh,. Señaló que esa organización terrorista ha masacrado a mucho más víctimas de esta confesión que las otras.

Por otra parte, informó que las fuerzas iraquíes lograron eliminar a un gran número de terroristas de Daesh, y que la capacidad de organización de la banda se ha reducido, incluso en Siria. En el mismo contexto, Al-Abadi dijo, "Pronto vamos a controlar la totalidad de la frontera de Irak con Siria".

En otro momento de la entrevista, acusó a algunas partes de querer restaurar las malas circunstancias que allanaron el camino para llegada de la organización de Daesh a las ciudades iraquíes, y dijo: "Hemos hecho enormes sacrificios y no vamos a volver a las diferencias anteriores. No debemos permitir que vuelva Daesh y sus semejantes de nuevo a Irak".

Reveló que los estadounidenses quieren conocer y aprovechar las experiencias iraquíes en la guerra de las ciudades. Por otro lado, Abadi vio que los conflictos de EE.UU. con países de la región la llevará a apoyar a grupos terroristas".

Es posible que Abu Bakr al-Baghdadi haya huido a Siria - Al-Abadi -


Los ataques aéreos iraquíes en Abu Kamal fueron coordinados con Damasco

Abu Kamal se encuentra en la zona siria cerca de la frontera con Irak
Abu Kamal se encuentra en la zona siria cerca de la frontera con Irak
Sobre las operaciones llevadas a cabo por la fuerza aérea iraquí dentro del territorio sirio, Al-Abadi señaló que los ataques aéreos iraquíes en la zona siria de Abu Kamal fueron coordinados con el gobierno de Damasco. 

Dijo que fueron bombardeados centros y talleres para fabricar explosivos pertenecientes a la organización de Daesh. "Nosotros no libramos cualquier ataque fuera de Irak sin una coordinación con el Gobierno del país interesado".

Al-Abadi expresó su interés en que el gobierno de Damasco controle el lado sirio de la frontera. En este contexto, dijo que existen vínculos entre los autores de los atentados en Bagdad y la dirección de Daesh en Abu Kamal.

Liberar Tal Aafar sería para su propia población

Tal Afar
Tal Afar
Con respecto a la batalla de Tal Aafar, Al-Abadi dijo que la situación de esa región es mucho más fácil por la orilla derecha de Mosul, señaló que la mayoría de los terroristas que se encuentran en la ciudad de Mosul habían venido precisamente de Tal Aafar.

Agregó que en términos militares era posible liberar a Tal Aafar desde hace cuatro meses, y aseguró que "la liberación de Tal Aafar sería para su propia población, porque queremos que sigan viviendo allí", y destacó que era necesario que todos los componentes de la sociedad de Tal Aafar participen en la liberación de su localidad.

Al Abadi continúo diciendo: “No existe ninguna brecha entre Tal Aafar y la frontera con Siria, los militantes armados de Daesh están atrapados en la ciudad”.

No hay ningún soldado estadounidense combatiendo sobre el terreno

En cuanto a la coordinación entre el gobierno iraquí y la coalición internacional, Al Abadi señaló que existe una coordinación porque a esta le concierne la movilización militar en el este de Siria en la frontera con Irak. Las fuerzas que combaten sobre el terreno son tropas iraquíes, afirmó.

Solicitamos el apoyo de la artillería estadounidense en algunas circunstancias, pero no en el frente”, dijo, y aclaró que “la artillería estadounidense se encuentra lejos a 40 kilómetros del frente y esta participa cuando no se corresponden los bombardeos aéreos con las condiciones en el campo de batalla”.

Dijo que hay doce países que ayudan a Iraq en su guerra contra Daesh y hemos excluido a los países vecinos porque algunos tienen su propia agenda.

Señaló que el apoyo aéreo, el entrenamiento y el apoyo logístico se había retardado para Irak durante un periodo.

Añadiendo en ese contexto “queremos que Estados Unidos solo nos respalde con el entrenamiento y el apoyo logístico, solo queremos eso”.

Al-Abadi señaló que le dijo a los estadounidenses que todo terrorismo es malo y no hay que absorber el terrorismo, hay que liquidarlo.

Pidió a la administración estadounidense no fragmentar los esfuerzos en conflictos regionales “porque eso beneficia al terrorismo".

Los combatientes de la Movilización Popular no exigieron remuneraciones

Soldados de la Movilización Popular
Soldados de la Movilización Popular
Sobre lo que se había comentado recientemente acerca de la disolución de la Movilización Popular, Al-Abadi dijo “no hemos escuchado comentarios desde el exterior en lo absoluto sobre la abolición de la Movilización Popular”, y amenazó con cortar la mano de quien atente contra la Concentración Popular desde el interior o desde el exterior”.

El primer ministro iraquí señaló que los combatientes de la Concentración no han exigido remuneración por su defensa de Irak.

Aún es temprano para hablar de relaciones cálidas con Arabia Saudita

En cuanto a las relaciones iraquíes – sauditas, Al -Abadi opinó que la “calidez de las relaciones con Arabia Saudita” es una expresión prematura, considerando que esta relación se encuentra en su primera fase y se deben normalizar las relaciones a todos los niveles.

En ese contexto, Al-Abadi mencionó que muchos sauditas habían participado en atentados terroristas, y prosiguió “es el derecho de todo iraquí pensar que Arabia Saudita apoya el terrorismo”.  

Consideró que la reciente visita del ministro de Exteriores saudita es muy importante, así como la decisión de la apertura de una embajada saudita en Irak. 

Aclaró que “existe una noción errónea de parte de Arabia Saudita en el sentido de que Irak está sometido a Irán y esto no es correcto”.

En momentos en que el primer ministro iraquí aludió al éxito de su gobierno en normalizar de las relaciones con Kuwait, Jordania e Irán, subrayó que su país no es una puerta para Arabia Saudita o los Estados Unidos hacia Irán o viceversa.

Al Abadi dijo: “Buscamos los denominadores comunes entre nosotros, Arabia Saudita, Turquía e Irán”, y agregó que existe un deseo de parte de Irán y Arabia Saudita para calmar la situación en la región.

En ese contexto, Al Abadi dijo que hay un conflicto egipcio –turco, y otro iraní– saudita y agregó: “nosotros en Irak nos aferramos a nuestros intereses”.

Sobre la relación con Irán, Al-Abadi mencionó que aproximadamente todo el este iraquí limita con Irán, considerando que cualquier escalada con Teherán seria a expensas de su país.

Sobre la mediación entre Teherán y Riad, Al-Abadi aclaró que “actualmente no intervenimos como mediadores, pero si se nos pide esto estamos dispuestos a hacerlo”.

El problema con Turquía es la presencia de sus fuerzas en Bashiqa

Ejército turco en Irak
Ejército turco en Irak
En cuanto a la relación con Turquía, Al-Abadi aclaró que el problema de su país con Turquía radica en la presencia de tropas turcas en Bashiqa, señaló que esa zona ha quedado aislada.

Señaló que Turquía había declarado a los medios de comunicación que retirará sus fuerzas después de liberar a Mosul, y consideró que la presencia militar turca es un atentado contra la soberanía iraquí.

En cuanto a la relación con Rusia, Al-Abadi reveló que el gobierno iraquí permitió a la fuerza aérea rusa volar en una línea fronteriza para golpear sitios en Siria, señalando que hubo un desarrollo en las relaciones con ese país ya que se trata de una potencia mundial.

Dirigentes en Kirkuk fueron blanco de presiones

Los Peshmerga
Los Peshmerga
El primer ministro iraquí señaló que hay una decisión conjunta con los Peshmerga para llevar a cabo una operación con el fin de controlar Sinjar.

En cuanto a Kirkuk, Al-Abadi dijo que los dirigentes  allá fueron presionados para levantar la bandera kurda y que están dispuestos a retractarse. "La bandera del Kurdistán en Kirkuk está levantada desde hace 10 años y la escalada llevada a cabo por los medios tiene como objetivo opacar las victorias",  agregó.

Dividir Siria es una línea roja

Y sobre lo que está sucediendo en Siria, Al-Abadi advirtió que algunos quieren incitar para dividir Siria. "Esta es una línea roja para nosotros, que no es permitido cruzar", comentó.

Añadió: "Percibimos un compromiso por parte de Estados Unidos en cuanto a la unidad de Siria", y acusó a los turcos de concentrarse mucho más en combatir contra los kurdos en Siria que de contra Daesh.

Describió al conflicto sirio como un tema  preocupante para Irak, considerando que la división y el conflicto conducen a un vacío que lleva a alimentar el terrorismo.

Asimismo, reveló haber expresado a los funcionarios estadounidenses que el boicot contra el gobierno sirio era un error, señalando que ellos estuvieron convencidos de ello.

Al-Abadi marcó que había pedido a los árabes apagar el incendio sirio y que el dinero gastado en guerras regionales era para hacer del mundo árabe un paraíso.

La guerra en Yemen tal vez se detendrá pronto

En cuanto a la guerra en Yemen, Al-Abadi dijo que Arabia Saudita ya se convenció de la necesidad de poner fin a la guerra allá, y añadió que eso podría suceder pronto.

En este contexto, dijo que hay una opinión estadounidense que llama a mantener la guerra en Yemen. 

Y sobre los precios del petróleo, reflexionó que todos los países de la OPEP están afectados por los precios, y expresó su disposición a  reducir la producción de petróleo iraquí.

No pienso en un segundo mandato hasta el momento

Internamente, Al-Abadi anunció que no piensa en su segundo mandato como primer ministro hasta el momento, señaló que él ha tomado decisiones que no tienen respaldo popular.

Llamó a dejar de usar en Irak, métodos electorales basados en mentiras.

Los puntos de vista y opiniones expresadas en este artículo son las del autor y no reflejan necesariamente el punto de vista de Al Mayadeen.

Comentarios

Los puntos de vista y opiniones expresadas en los comentarios son las de los autores y no reflejan necesariamente el punto de vista de Al Mayadeen