Terremoto dentro de la familia real saudita y Bin Salman preocupado de las sorpresas

La cuenta "Mujtahid" en Twitter sigue dando más explicación detallada de las razones que existen detrás de las recientes y repentinas detenciones de príncipes, ministros y ex funcionarios, y confirma que esta campaña causó un terremoto dentro de la familia real gobernante.

Sigue la cuenta "Mujtahid" en Twitter proporcionando más información sobre el conjunto de decisiones que se implementaron en Arabia Saudita el sábado.
Sigue la cuenta "Mujtahid" en Twitter proporcionando más información sobre el conjunto de decisiones que se implementaron en Arabia Saudita el sábado.

Después de sus comentarios sobre los antecedentes y las razones que obligaron al primer ministro libanés a renunciar, según sus datos, destacó el domingo por la noche nueva información que revela los antecedentes de las detenciones de docenas de príncipes, ministros y ex funcionarios del Estado.

La información de "Mujtahid" indica que la campaña causó un terremoto dentro de la familia real, y que el Príncipe Heredero de Arabia Saudita estaba preparado para tratar las figuras más conocidas, pero tenía una preocupación que él no pensaría jamás.


Foto: @mujtahidd
Foto: @mujtahidd

"Algunas noticias de hoy y algunos rumores, si se confirmaran, se incluirán en la categoría del cambio de juego", dijo el periodista saudita Jamil Khashoggi, que reside en el exterior de su país al comentar sobre los últimos acontecimientos.

El objetivo no es luchar contra la corrupción

"Mujtahid" hizo hincapié en que la descripción de la campaña como anticorrupción no era la verdad y que Bin Salman quiere lograr dos objetivos con esta campaña:
 
El primero es apoderarse de la mayor cantidad de dinero que obtendría de forma personal a través del Fondo de Inversión Pública y los proyectos de Nesma, y quedan las migas que serán remitidas al presupuesto estatal.
 
Este objetivo, de acuerdo con "Mujtahid", fue pensado por Bin Salman desde que su padre asumió el poder y repetía en privado que será el hombre más rico de la historia y se convertirá en el primer "trillonario".
 
Se espera que Bin Salman obtenga entre 2 y 3 billones de reales gracias a  esta última campaña de detenciones y decomisos, y haría una "caridad" de medio billón de dólares y se hará  cargo del resto.
 
El segundo objetivo es utilizar la lucha contra la corrupción como una justificación para atemorizar y aterrorizar a los príncipes y otros que pueden rebelarse contra él incluso verbalmente. Esto se lograría eliminando los obstáculos antes de llegar al trono.
 
"Mujtahid" dijo que Mohammed bin Salman amplificó intencionalmente su campaña de una manera aterradora para intimidar a aquellos que no fueron incluidos y que no piensan en hacer otra cosa, porque si no le llegaría el turno.



Foto: @mujtahidd
Foto: @mujtahidd

Según Mujtahid, la campaña abarcó príncipes no identificados que fueron detenidos o que se congelaron sus pertenencias y cuentas, incluidos bin Fahad y bin Sultán (el ex ministro de Defensa Khalid bin Sultán).
 
La campaña, según el Mujtahid, cuya identidad real es secreta, fue más allá que arrestar a los objetivos y mantenerlos bajo arresto domiciliario hasta investigar sobre otros que no se estaba claro si estaban en el país o en el extranjero.
 
Explicó que si la campaña transcurriría sin problemas, pues el siguiente paso sería la remoción de varios príncipes de regiones, incluidos los príncipes de Tabuk, La Meca, Sharqiyah y Riad y la designación de Khawas Ibn Salman.
 
Señaló que los ministros y empresarios involucrados en la campaña son amigos o socios  directos o indirectos de príncipes y tienen tantos miles de millones que constituyen blanco de las ambiciones de Bin Salman.
 
Khalid Altwaijri, por ejemplo, malversó más de 300 mil millones de reales incautados durante su presidencia de la Corte Real, aprovechando la absoluta confianza del Rey Abdullah en él.
 
No se han registrado ni objeciones ni rebelión
 
"Mujtahid" dijo que el aparato de seguridad es coherente y preciso en la implementación, a pesar de la magnitud de la misión y la gravedad del objetivo, pero no se registraron objeciones, y tampoco hubo casos de rebelión o vacilación.
 "La idea no se hubiera implementado sin lo que yo había mencionado en mi charla anterior sobre la destitución de Meteeb, lo que constituyó el cambio del personal del Ministerio del Interior y del equipo de seguridad del estado y un enorme equipo de mercenarios egipcios y de Blackwater".
 
La campaña se produce de acuerdo con Mujtahid a raíz de tres decisiones anteriores tomadas por el Príncipe Heredero:
 
1.- Prohibir el viaje de los príncipes sin su permiso.


2.- No se puede exceder el límite máximo para la transferencia financiera fuera del Reino sin su permiso.


3.- Presentación de informe sobre la propiedad de los príncipes en el país y en el extranjero.


Después que el informe revelara la cantidad de los billones de los príncipes Bin Salman decidió lanzar su campaña con el pretexto de luchar contra la corrupción en un momento que coincida con la destitución de Meteeb hasta incluso presentar a ese último como corrupto.
 
Bin Salman decía que "Bill Gates, su tío Meshaal, Abdul Aziz bin Fahd, Khalid bin Sultán y M. bin Fahd se convertirán todos en enanos y pobres comparados con sus capacidades financieras que harán explotar la escala Guinness".



Foto: Tomada de @mujtahidd
Foto: Tomada de @mujtahidd

Cuando la familia no objetó el arresto de Abdul Aziz bin Fahd y no se enojó ninguno de sus hermanos, Bin Salman decidió continuar con su campaña y preparó varios pasos que dejaron claro que el dinero era el objetivo de todo.