Privan al arzobispo Atallah Hanna de su salario mensual por sus posiciones patrióticas

El Patriarca Teófilo privó al arzobispo Atallah Hanna de su salario mensual debido a sus posiciones nacionales y patrióticas.

  • El arzobispo de Jerusalén Atallah Hanna. Foto: Tomada de Google
El arzobispo Atallah Hanna, presidente de los obispos de Sebastia de la iglesia ortodoxa griega, respondió a la decisión del Patriarca Teófilo de privarlo de su salario, al considerar ese paso como un chantaje para presionarlo a él y a todos los religiosos cristianos árabes.
 Aseguró que esa decisión se produjo en represalia a sus recientes posturas acerca de la crisis del Patriarcado y su clara posición sobre muchos otros temas.
 En su comunicado, el arzobispo dijo que fueron cortados recientemente los sueldos de otros sacerdotes árabes. Confirmó que fue avisado de la decisión por parte del secretario personal del Patriarca Arzobispo Aristarco.
 El Complejo Sagrado tomó una serie de decisiones descritas por el Arzobispo Hanna como arbitrarias. 

Al respecto dijo: "Esperábamos que el Patriarca Teófilo fuese más responsable y sabio y que no se lanzara a dar pasos en una escalada sino que tomara iniciativas destinadas a poner fin a la crisis y resolver los problemas de manera pacífica, y que actuara como un Padre espiritual y no tomara decisiones de represalia alejadas de la espiritualidad de la iglesia". 

Añadió que esperaba que el Patriarca tomara  una iniciativa de buena fe e intenciones para con los feligreses, pero parece que no entiende ese lenguaje, y " es lamentable que la dirección de nuestra Iglesia sea imprudente e irresponsable a la hora de tomar decisiones".
 El arzobispo Atallah dijo a quienes tomaron la decisión, que esa acción no los impedirá llevar su mensaje espiritual, humanitario y nacional. Asimismo, pensó que el Complejo Sagrado iba a resolver la crisis, sin embargo lo vemos creando otras crisis. 
 Hubiera sido mejor -señaló el arzobispo- que el Complejo Sagrado castigara a aquellos que llaman a reclutar hombres de su pueblo en el ejército de ocupación sionista y venden propiedades de la iglesia y conspiran contra la presencia cristiana en esta región. "Sí, nos ha llegado el mensaje del Patriarca y pronto el recibirá el nuestro”, dijo.