Expresidente Rafael Correa pide elecciones anticipadas como única salida a conmoción social en Ecuador

“Así se resuelven los conflictos en democracia: en la urnas”, según las declaraciones de Correa, entrevistado por la cadena Russia Today, a la cual ofreció su punto de vista ante la intensa oleada de protestas populares y la dura represión del gobierno de Lenín Moreno, tras aprobar un paquete de medidas neoliberales.

El expresidente de Ecuador Rafael Correa pidió elecciones anticipadas y que el pueblo vote, porque es la única salida constitucional a la grave crisis que está viviendo el país.

“Así se resuelven los conflictos en democracia: en la urnas”, según las declaraciones de Correa, entrevistado por la cadena Russia Today, a la cual ofreció su punto de vista ante la intensa oleada de protestas populares y la dura represión del gobierno de Lenín Moreno, tras aprobar un paquete de medidas neoliberales.

Correa, que incluso expresó su disposición a integrar una fórmula presidencial, rechazó las acusaciones de Moreno de que él y el presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, están detrás de las manifestaciones y los disturbios, que no cesan desde la semana pasada.

 

El exmandatario reprochó que le culpen, constantemente, del mal manejo económico, del crecimiento de la inseguridad y del fracaso de todas las políticas de Moreno.

En cualquier caso, Correa señaló que a estas alturas nadie puede creer en Ecuador las afirmaciones de Moreno, porque su actitud ya es realmente locura.

Sobre las afirmaciones del actual gobernante ecuatoriano de que él y sus seguidores son golpistas y quieren desestabilizar al gobierno, el ex presidente respondió que quienes robaron la democracia al país son sus adversarios políticos, que han roto la Constitución cuantas veces les ha dado la gana.

Remarcó que a Moreno y quienes lo sostienen no les interesa la democracia, sino seguir controlando el poder, controlando al pueblo ecuatoriano para poder aplicar unas políticas que perjudican a las grandes mayorías pero benefician a los negocios.

Correa también acusó al gobierno de Moreno de mentir acerca del tamaño de la deuda del país, para justificar un pacto que no era necesario con el Fondo Monetario Internacional, del que surgen las polémicas medidas que tratan de imponer a la población.

El líder de la Revolución Ciudadana denunció que Moreno traicionó desde el principio el programa económico de ese proceso transformador, para tratar de imponer el neoliberalismo y contentar así a los grupos de poder que respaldan al actual presidente.

Entretanto, organizaciones sociales e indígenas que participan en las protestas contra las reformas económicas anunciadas por el presidente Lenín Moreno instalaron el "Parlamento de los Pueblos", tras ingresar a la sede de la Asamblea Nacional.

Según Moreno, las masivas protestas suscitadas desde la semana pasada representan una clara intención política para derrocar su Gobierno y romper la constitucionalidad en el país.

"Lo que ha sucedido estos días en el ecuador no es una manifestación social o descontento frente a una decisión de Gobierno, los saqueos y el vandalismo, demuestran que hay una intención políticas organizada de desestabilizar el Gobierno y romper el hilo constitucional, romper el orden democrático", indicó el jefe de Estado.

Aludiendo a hipótesis y recurriendo a insultos, el presidente Moreno culpó al exmandatario de orquestar una conspiración desde Venezuela, "el sátrapa de Maduro activó junto con Correa su plan de desestabilización", agregó.

"La eliminación de subsidios de combustible es histórica que quita de las manos de los contrabandistas miles de millones de dólares, la decisión asegura una economía sólida", reiteró Moreno. 

El presidente insiste en su defensa del tarifazo y felicitó a las Fuerzas Militares por respetar la constitución y las normas democráticas, "con absoluta lealtad han defendido en el marco del Estado Social de Derecho la democracia y el orden, evitaremos derramamientos de sangre", añadió.

Aunque el jefe de Estado reiteró el respeto al derecho a la movilización, agentes militares y policiales reprimen al pueblo en el centro de Quito, además, el pasado domingo se registró la muerte del manifestante Raúl Chilpe en Azuay y hay más de 700 detenidos. 

La represión del Ejército se agudizó después de que indígenas del Confederación de Nacionalidades Indígenas de Ecuador (Conaie), la cual integra unas 200 mil personas estén próximos a tomar la capital junto a demás movimientos populares que rechazan las medidas económicas.

 

TEMAS RELACIONADOS

Ecuador: Lenín Moreno traslada sede de gobierno a Guayaquil, en las calles siguen las protestas (+Fotos)

El presidente de Ecuador, Lenín Moreno, traslada a Guayaquil sede del gobierno