Trudeau: Si no fuera por la reciente escalada de tensión en la región, las víctimas del avión ucraniano habrían sobrevivido

Trudeau dijo que hay una gran molestia con Irán y añadió que la comunidad internacional ha sido “muy, muy clara sobre la necesidad de tener un Irán desnuclearizado” en el plano militar, pero también de “manejar las tensiones en la región que son igualmente creadas por las acciones de Estados Unidos”.

  • Justin Trudeau, primer ministro de Canadá.

El primer ministro de Canadá, Justin Trudeau, señaló que las 176 personas que viajaban a bordo de un avión comercial ucraniano, derribado por un error humano, estarían vivas de no ser por las tensiones que han escalado en la región entre Estados Unidos e Irán.

Trudeau fue cuidadoso al no responsabilizar a Estados Unidos por las muertes de los pasajeros, entre los que había 57 canadienses, después que el mandatario estadounidense ordenó el operativo para asesinar al general Qassem Suleimani, en el aeropuerto de Bagdad. Pero dejó en claro su visión de que el hecho tuvo lugar en un contexto de tensiones regionales.

“De no haber existido una escalada reciente en la región, esos canadienses estarían en este momento en casa con sus familias. Es lo que sucede cuando se tiene un conflicto y una guerra. Los inocentes cargan con el mayor peso”, dijo Trudeau en una entrevista con Global News Television.

Algunos canadienses, incluyendo el principal líder corporativo del país, sí culpan parcialmente a Trump de las muertes.

“He hablado del tremendo dolor y la pérdida que sienten los canadienses y la necesidad de respuestas claras de cómo sucedió esto y cómo nos vamos a asegurar de que no ocurra nunca más”, dijo Trudeau.

Añadió que “obviamente” le hubiera gustado una advertencia antes de que Trump ordenara la muerte de Suleimani. Canadá tiene tropas en Irak como parte de la misión de entrenamiento de la OTAN.

Trudeau dijo que hay una gran molestia con Irán y añadió que la comunidad internacional ha sido “muy, muy clara sobre la necesidad de tener un Irán desnuclearizado” en el plano militar, pero también de “manejar las tensiones en la región que son igualmente creadas por las acciones de Estados Unidos”.

“Se exige justicia. Y eso es algo que debe esperarse por completo y debe ser atendido de manera muy cuidadosa por el gobierno iraní”, dijo Trudeau.

Mientras, la Junta de Seguridad de Transporte de Canadá (TSB por sus iniciales en inglés) dijo que las autoridades iraníes la invitaron a participar en un análisis de las grabadoras de voz y datos de vuelo de la aeronave ucraniana.

La presidenta de la TSB, Kathy Fox, dijo que Irán invitó a la agencia a participar como observador en la descarga y análisis de las “cajas negras” donde y cuando quiera que eso ocurra, y que su departamento espera tener una mayor participación.

“Estamos trabajando muy fuerte a diario por construir una relación de confianza para que podamos comprometernos”, dijo Fox. “La participación de Canadá está evolucionando. Está por verse qué tan lejos llegará”.

Natacha van Themsche, directora de investigaciones, dijo que los expertos canadienses también han sido invitados a inspeccionar los restos y el lugar del desplome, una medida inusual dado que el avión no era de fabricación canadiense y el impacto no ocurrió en Canadá.

Dos investigadores canadienses han obtenido visas para viajar a Irán y se enviará a un segundo grupo de expertos en descarga y análisis de grabaciones.

El incidente de primeras horas del miércoles cobró la vida de todas las personas a bordo, en su mayoría iraníes e iraníes-canadienses.

Canadá suspendió sus relaciones diplomáticas con Irán en 2012, pero Trudeau y la cancillería canadiense han estado en contacto con sus contrapartes iraníes desde que cayó la aeronave.

Trudeau se ha referido al incidente como una tragedia canadiense debido a que 138 pasajeros se dirigían a Canadá, incluyendo estudiantes, parejas de recién casados, médicos y padres de familia. La víctima más joven era una niña de 1 año.