Crisis política en Irak deja camino libre a Daesh, alerta Al-Abadi

El primer ministro de Irak, Haidar al-Abadi, exigió en el Parlamento iraquí el cese de las tensiones que han impedido hasta el momento la implementación de las reformas necesarias.

Haidar al-Abadi, primer ministro de Irak.
Al-Abadi advirtió de que en la situación actual, una crisis política dejaría la vía libre al grupo terrorista Daesh y afectaría de forma negativa a las operaciones antiterroristas de las fuerzas iraquíes.

En un comunicado, el premier señaló que el conflicto ha invalidado el Parlamento y podría obstaculizar el trabajo del Gobierno, afectando de este modo a las heroicas operaciones para liberar de Daesh ciudades y pueblos iraquíes.

El 28 de marzo, el Parlamento iraquí dio a Al-Abadi un plazo de tres días para presentar la lista de sus nuevos ministros y que estos fueran sometidos a votación.

No obstante, los partidos políticos no apoyaron a las personas propuestas por el premier. Las diferencias fueron tan profundas que se produjeron enfrentamientos físicos entre algunos de los parlamentarios.

Al-Abadi llamó a todas las facciones políticas y los parlamentarios a la calma y al diálogo y les pidió que colaboren y asistan al Gobierno de Bagdad y para que lleve a cabo reformas que beneficien al pueblo de Irak.

Precisó que las reformas están destinadas a eliminar la corrupción en las instituciones públicas y resolver los muchos problemas económicos a los que se enfrenta este país árabe.