Dalia Younis, la primera musulmana velada que canta en una iglesia de Egipto

Su primer video fue grabado en 2018 en la iglesia San Jorge “Te ofrezco esas flores O María”. Era su primer himno dentro de una iglesia en Egipto.

  • Dalia Younis, la primera musulmana velada que canta en una iglesia de Egipto
    Dalia Younis, la primera musulmana velada que canta en una iglesia de Egipto

En este de mes de mayo dedicado para honrar a la Virgen María, sería interesante encontrar a una nueva cara que nadie pudiera descubrir su identidad, escuchando solo su voz de ópera llena de espiritualidad. 

Se trata de Dalia Younis, esta musulmana velada, de formación médica, que descubrió su vocación de canto, hace años, al escuchar a Fairuz.

Su vocación por el canto empezó durante su infancia como pasatiempo, cantaba como aficionada, pero un día al escuchar a Fairuz cantando en una iglesia, se encontró completamente deslumbrada y fascinada. 

“Tenía desde siempre la curiosidad de descubrir el mundo cristiano con sus tradiciones y su espiritualidad, entender el significado de los cantos en siriaco, lenguaje de Cristo. Además, disfruto mucho la voz de Fairuz y sus cantos a la Virgen María. Me impresiona su rendimiento espiritual. Entonces he pensado lanzarme. Era para mí una experiencia que vale la pena explorar. Con mayor razón cuando se trata de la Virgen María, esta figura clave en el islam. Tan importante es que un sura completa lleva su nombre Maryam", afirma Dalia Younis.

Añade Dalia: “Pasados los 30, pasé por algunas circunstancias difíciles que me hicieron redescubrir mi antigua pasión por el canto como forma de recuperación. ¡Que puede ser más aliviador que un canto religioso! Y desde entonces, hago parte del coro Fayha Choir. Hombre, en Egipto, en el pasado, había siempre una gran procesión que deambulaba por las calles el día de la fiesta de la Virgen llevando su estatua decorada con flores. Y yo quiero reestablecer esta tradición.”

Su primer video fue grabado en 2018 en la iglesia San Jorge “Te ofrezco esas flores O María”. Era su primer himno dentro de una iglesia en Egipto. Y a partir de este momento, Dalia pudo participar en varias actividades y eventos relacionados con la música santa y el diálogo interreligioso.

En cuanto a los problemas que pudiera encontrar en sociedad, Dalia contesta: "No enfrento ninguna objeción de familiares y amigos. Pero claro que hay siempre gente que no entiende lo que hago y lo desaprueba, considerándolo incomprensible e impactante".

  • Su mensaje para la futura generación es muy sencillo: la solución única es la convivencia.
    Su mensaje para la futura generación es muy sencillo: la solución única es la convivencia.

Pero Dalia sigue con sus planes y desarrolla muchos más: “Esta música no es mi único proyecto, tengo muchos otros al nivel artístico, como interpretar canciones en egipcio antiguo que pienso no contradice mis creencias religiosas como musulmana porque las trato de manera puramente artística y humana, no ritual. Espero cooperar con más partes interesadas en el dialogo interreligioso, tener la oportunidad de participar en un proyecto de arte que une a muchas religiones, sectas, comunidades, bajo la égida de la convivencia y la aceptación incondicional del otro”.

Así su mensaje para la futura generación es muy sencillo: la solución única es la convivencia.

“El mundo entero ha sufrido mucho de diferentes tipos de discriminación, racismo, fanatismo. Tras lo que pasó y sigue pasando hasta ahora en algunos países, espero que el mundo sea bastante inteligente y más innovador para poder aceptar el otro son su diversidad y su diferencia. "¡Una riqueza humana incontestable!", acaba diciendo.