Zarif refuta alegaciones de Netanyahu

El ministro de Relaciones Exteriores iraní, Mohammad Javad Zarif, consideró el asesinato del científico iraní Mohsen Fakhrizadeh como "un acto terrorista cobarde que se produjo en el marco de una triple conspiración estadounidense-sionista-saudita.

  • Mohammad Javad Zarif, canciller iraní.
    Mohammad Javad Zarif, canciller iraní.

En lo particular en la  declaración de Zarif, que publicó su página de Instagram el lunes por la noche, decía que "tras el martirio de Fakhrizadeh, los medios israelíes afirmaron que el nombre de este científico llegó a manos del Mossad a través de las listas de la Organización de las Naciones Unidas".

Destacó que "esta afirmación contradice a la realidad, ya que el nombre de Fakhrizadeh fue presentado a la Agencia Internacional de Energía Atómica a mediados de la última década por Estados Unidos y la entidad sionista y fue incluido en la Resolución 1747 ratificada el 24 de marzo de 2007 dentro de la lista de embargo emitida por el Consejo de Seguridad". Internacional ".

Zarif le desmiente a Netanyahu

Las palabras de Zarif refutan las alegaciones del primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu, de que fue él quien reveló el nombre de Fakhrizadeh en 2018, cuando invocó que había revelado un archivo nuclear y dijo que "los agentes del Mossad se lo consiguieron desde Teherán".

En ese momento, Netanyahu nombró a Fakhrizadeh como el jefe de un proyecto nuclear secreto llamado Amed y dijo: "Recuerden este nombre, Fakhrizadeh".

Zarif: El asesinato de Fakhrizadeh ​​coincidió con una operación de inteligencia y una guerra psicológica contra Irán

"Los fundadores y partidarios de la política fallida buscan la máxima presión contra el pueblo iraní para explotar los últimos días del régimen de Trump para agitar la tensión y socavar la atmósfera propiciada para levantar la injusta prohibición, y el asesinato de Fakhrizadeh coincidió con una operación de contrainteligencia y guerra psicológica por este eje satánico" expresó el canciller iraní.

Agregó que "estudiar y analizar las 10 mil palabras claves que se publicaron en las primeras horas posteriores al asesinato en el entorno virtual indica que el 79% de los tuits están dirigidos a avivar disputas internas".

También señaló que "alrededor del 93 por ciento de estos tuits están relacionados con cuentas falsas y no identificadas del pasado menos de un año y, a menudo, con fuentes externas".