Maniobras militares iraníes evocan humillación de EE.UU.

En general, el país islámico se prepara para exigir a Estados Unidos cumpla con sus plazos en Medio Oriente, ya sea el fin de las sanciones u otras demandas.  

  • Maniobras militares iraníes evocan humillación de EE.UU.
    Maniobras militares iraníes evocan humillación de EE.UU.

Irán realizó en días recientes una maniobra naval para recordar la captura de marines estadounidenses en 2016, precisa una nota del periódico en hebreo Jerusalem Post.

Unos 700 barcos participaron en el desfile para mostrar la humillación que propinó el país de los persas a Estados Unidos. 

El incidente de 2016 aconteció después de sellado el Plan Integral de Acción Conjunta o acuerdo nuclear como ejemplo de que la República islámica podía detener y capturar a marineros y soldados estadounidenses.

Ramezan Zirahi, comandante del Cuerpo de la Guardianes de la Revolucionaria Islámica de Irán (CGRI), dijo que los buques y embarcaciones llegaron hasta la isla de Farsi desde las costas suroccidentales de la provincia de Bushehr.

Irán dice que su armada y unidades navales están en la cima de sus capacidades y que pueden retar a la Marina estadounidense.

Se trata de una muestra de músculos a la Armada de Estados Unidos que, según Jerusalem Post, es muy superior a la del país islámico, aunque estima que es suficiente para proteger costas y aguas jurisdiccionales iraníes.

El objetivo del ejercicio era mostrar el poder de Irán y también enviar un mensaje a Estados Unidos para recordarle su humillación, dice el diario de "Israel". 

Irán también realizó simulacros de drones y desveló arsenales subterráneos con misiles.

En general, el país islámico se prepara para exigir a Estados Unidos cumpla con sus plazos en Medio Oriente, ya sea el fin de las sanciones u otras demandas.  

Irán desafía con éxito medidas de EE.UU.

El gobierno de Donald Trump intentó aislar a Irán y su sistema de financiación extranjera, pero en la práctica, Teherán mantuvo sus exportaciones e incluso sus dirigentes apuntan que la presión norteamericana alentó a fabricar productos nacionales, comenta el periódico en hebreo.

La agencia noticiosa iraní Tasnim reprodujo informaciones sobre el puerto de Bandar Lengeh, en el golfo Pérsico, que mantiene flujo operacional constante con artículos no petroleros.

Aún con sanciones norteamericanas y medidas de cierre por la Covid-19, la terminal portuaria utiliza todos los medios posibles para promover prosperidad económica y social en esa región y mejorar la vida de la población. 

El despacho de Tasnim refirió que la terminal portuaria recibió en el año unas 14.000 embarcaciones y llegaron unos 64.000 vehículos.  También se exportaron minerales y otros bienes. 

Irán también desafía las sanciones de Estados Unidos al comerciar con Venezuela y anunció la llegada reciente de un carguero al puerto de La Guaira con comida y artículos para producir aluminio, difundió Press TV. 

La República islámica sigue enviando combustible a Caracas, pese a las amenazas de Washington que impuso un cerco a Venezuela.