Irán lanza primera fase del proyecto de instalación de una fuente de luz a gran escala

El proyecto de acelerador nacional se puso en marcha el miércoles en una ceremonia a la que asistieron el director de la Organización de Energía Atómica de Irán (AEOI), Ali Akbar Salehi, y Sorena Sattari, vicepresidenta de Ciencia y Tecnología.

  • Una ilustración de la instalación de la fuente de luz iraní que se construirá en la ciudad de Qazvin.
    Una ilustración de la instalación de la fuente de luz iraní que se construirá en la ciudad de Qazvin.

Irán ha puesto en marcha la primera fase de construcción de su primera instalación de fuente de luz diseñada por expertos iraníes, en lo que se ha descrito como el mayor proyecto tecnológico de la historia científica del país.

El proyecto de acelerador nacional se puso en marcha el miércoles en una ceremonia a la que asistieron el director de la Organización de Energía Atómica de Irán (AEOI), Ali Akbar Salehi, y Sorena Sattari, vicepresidenta de Ciencia y Tecnología.

El sincrotrón, inventado por primera vez por el físico estadounidense Luis Walter Álvarez, es un tipo de acelerador de partículas en forma de anillo circular que genera radiación electromagnética.

La radiación de sincrotrón ofrece una poderosa posibilidad de estudiar la estructura molecular y los cambios de forma y composición de las células durante las reacciones químicas.

Se utiliza en diversos campos de investigación y aplicación en física, electrónica, ciencias médicas, radioterapia, farmacología, industria, biología, medio ambiente y arqueología, entre otros.

El proyecto de la instalación de la fuente de luz iraní ha sido diseñado como el primer laboratorio a gran escala para la investigación de la nanotecnología y los estudios interdisciplinarios en Irán y está destinado a satisfacer las necesidades técnicas y profesionales de los científicos e investigadores.

La primera fase del plan consiste en su diseño general, conceptual y de infraestructuras, y la segunda etapa consistirá en la formación de unidades de investigación y desarrollo (I+D).

La instalación de la fuente de luz de Irán incluye un anillo de almacenamiento de electrones con una circunferencia de 528 metros, en el que se almacenan electrones con una energía de 3 gigaelectronvoltios (GeV), una corriente de 400 miliamperios (mA) y una emisión de 0,477 nanómetros (nm).

Se establecerá al norte de la Universidad Internacional Imam Jomeini (IKIU), en la ciudad de Qazvin, en un área de 50 hectáreas, con algunas instalaciones ya instaladas allí.

Actualmente, físicos e ingenieros de distintas especialidades trabajan directamente en el proyecto. Además, unos 200 científicos, investigadores y profesores de diversas universidades, centros científicos y empresas industriales de Irán y del extranjero están contribuyendo al plan.