Nuevo ataque de la coalición de EE.UU. contra el campamento de Al-Bagouz mata a 10 civiles sirios

La televisión estatal siria, citando a fuentes locales, reportó la muerte de 10 civiles, incluidos varios menores, como resultado de un ataque aéreo perpetrado por la llamada coalición contra el campamento de Al-Bagouz, situado en la provincia oriental de Deir Ezzor.

Nuevo ataque de la coalición de EE.UU. contra el campamento de Al-Bagouz mata a 10 civiles sirios.

Un nuevo ataque de la coalición estadounidense, supuestamente contra el grupo terrorista Daesh, deja 10 civiles muertos en la provincia siria de Deir Ezzor.

La televisión estatal siria, citando a fuentes locales, reportó la muerte de 10 civiles, incluidos varios menores, como resultado de un ataque aéreo perpetrado por la llamada coalición contra el campamento de Al-Bagouz, situado en la provincia oriental de Deir Ezzor.

Según el reporte de Sputnik, a principios de marzo, la aviación de la referida coalición lanzó un ataque con bombas de fósforo blanco, una sustancia prohibida por el protocolo adicional al Convenio de Ginebra de 1949, contra unas granjas en la aludida localidad.

La alianza liderada por EE.UU. ataca periódicamente localidades en la mencionada provincia so pretexto de ayudar a las Fuerzas Democráticas Sirias (FDS), que combaten al grupo terrorista Daesh.

Por su parte, Damasco ha denunciado en reiteradas ocasiones, ante los organismos internacionales, los crímenes de guerra cometidos por la coalición anti-Daesh contra los civiles sirios.

En esta jornada también se reportó que la explosión de una mina causó la muerte de 16 civiles y más de 30 heridos en Deir Ezzor.

Las autoridades provinciales informaron que una mina sembrada por Daesh explotó al paso de un vehículo cerca del poblado Al-Shula, en esa región cercana a la frontera con Irak.

El transporte conducía a 46 trabajadores agrícolas de esa población. Los lesionados son atendidos en el hospital de la ciudad de Deir Ezzor con diversas lesiones, algunas de gravedad, explicó el ditector de la instalación, Mamour Heeza.