Hija del Che Guevara visitó El Líbano en solidaridad con pueblos árabes

"Vine a alzar mi voz por el heroico pueblo palestino. Hay que hacer algo más por Palestina”, expresó la doctora Aleida Guevara durante su estancia de tres días en Beirut. Conferencias, entrevistas de prensa, acto político - cultural y encuentros con amigos de Cuba, fueron propicios para que la capital libanesa se convirtiera, durante su estancia, en escenario de un festival de solidaridad con Venezuela, Cuba, Palestina y el Golán sirio ocupado.

Hija del Che Guevara durante visita a Beirut

La luchadora internacionalista doctora Aleida Guevara, hija del guerrillero argentino cubano Ernesto Che Guevara, concluyó este sábado una visita de tres días a El Líbano, adonde llegó para expresar su solidaridad con los pueblos árabes.

Conferencias, entrevistas de prensa, acto político - cultural y encuentros con amigos de Cuba, fueron propicios para que la capital libanesa se convirtiera, durante su estancia, en escenario de un festival de solidaridad con Venezuela, Cuba, Palestina y el Golán sirio ocupado.

En un acto político cultural  organizado por la Asociación  de Solidaridad Árabe Latinoamericana "José Martí", en solidaridad con Cuba, Venezuela, el Golán y Palestina en el Centro Cultural Ruso en Beirut, Mohamed Hachicho, miembro de la directiva dio la bienvenida a Guevara y expresó la importancia de la solidaridad entre los pueblos de ambas regiones.

9

El diputado del Parlamento Libanés y secretario general de la Organización Popular Nasserita, doctor Osama Saad, uno de los oradores, dijo que los pueblos “con los que nos unimos luchan por la liberación y la independencia nacional y por la eliminación de la ocupación y la dominación colonial”.

Los intereses de los pueblos, además de los valores humanos y éticos –añadió-, nos imponen a todos a apoyar las fuerzas de la liberación y el progreso, y confrontar las fuerzas del colonialismo, el racismo y la agresión".

La hija del mundialmente conocido Guerrillero heroico, subrayó que estaba orgullosa de estar en El Líbano al lado de personas que no solo habían defendido ese país, sino que habían ido a otros a combatir por ellos y confesó que “aquí se sentía cerca del Che Guevara”.

Advirtió que el presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, es "uno solo y nosotros somos muchos, así que ¿por qué debemos temerle? No debemos quedarnos sin hacer nada”.

"Hoy vivimos el momento más crítico en la historia de la humanidad –explicó-. Se está perdiendo la ética. Así que vine a alzar mi voz por el heroico pueblo palestino. Hay que hacer algo más por Palestina”.

8

En cuanto a la decisión de Trump de reconocer la soberanía de (Israel) sobre el Golán sirio ocupado, Guevara se preguntó “¿Qué clase de desfachatez más grande? Vengan y recojan firmas de millones para exigir la devolución de Texas a México”.

"Soy la hija del pueblo cubano, cuyo gobierno rompió las relaciones diplomáticas con la entidad sionista en la década de los ‘70 a pesar del bloqueo que aún se mantiene sobre Cuba".

Más adelante precisó que "como dijo el Che ‘¡Hasta la victoria, siempre!’ y entonó la canción Fusil contra Fusil, del cantautor cubano Silvio Rodríguez.

El acto concluyó con una presentación cultural a cargo del poeta Salim Alaeddine y el cantautor Wissam Hamadé, quien presentó una canción dedicada al Che, y fue entonada por el público con fervor revolucionario.

En la Universidad Libanesa-Americana LAU, la doctora Guevara fue invitada de honor en la conferencia presentada por Wafy Ibrahim sobre la guerra mediática contra Venezuela, ocasión en la que expresó su solidaridad con la nación sudamericana.

Habló sobre el importante papel de los médicos cubanos que brindan atención sanitaria a los venezolanos en las zonas apartadas de las grandes ciudades, en el marco de programas de desarrollo lanzados por el Comandante Hugo Chávez y la Revolución bolivariana y continuados por el presidente Nicolás Maduro.

La atención médica gratuita proporcionada por los médicos cubanos es lo que los medios de comunicación estadounidenses y la oposición venezolana de derecha condenan y tildan como intromisión, apuntó.

Es tan indignante la forma en que tergiversan una obra revolucionaria que proporcionó atención médica y hospitales a tanta gente pobre en Venezuela.

Agregó que “la oposición venezolana que protesta por la ‘democracia’ es la misma que prendió fuego a un hospital de niños porque está ligado a la Revolución bolivariana, esto es lo que vi. ¿Cómo puedes negociar con personas que incendiaron un hospital de niños? Maduro ha tenido demasiado paciencia".

6

En la Facultad de Derecho y Ciencias Políticas de la Universidad Libanesa, Kamil Habib, Guevara March remeció al plenario estudiantil con una actualización de la realidad cubana y del contexto latinoamericano.

Un centenar de educandos y el decanato en pleno brindaron una calurosa bienvenida a Aleida acompañada de diplomáticos cubanos en esa jornada y una anterior en la Universidad Americana de El Líbano.

Antes de comenzar su disertación en la facultad de Derecho, la hija del Che se excusó por la coincidencia con el horario de clases, aunque una de las alumnas expresó que la mejor enseñanza de ese día, fue escuchar de primera mano referencias de la Revolución cubana.

Otro momento emotivo derivó de la explicación de Aleida sobre el simbolismo de su padre cuando dijo que entre los asistentes pudieran surgir otros Che que quizá no llegarían a ser famosos, empero lo honrarán si siguen los valores y ética del Guerrillero Heroico.

Aleida también visitó el canal panárabe Al Mayadeen, recorrió sus instalaciones y en una entrevista de una hora abordó el contexto cubano y los retos presentes frente a un presidente en Estados Unidos como Trump, quien pretende, según sus palabras, barrer con los procesos revolucionarios de Venezuela, Cuba y Nicaragua.

4

En un encuentro entre amigos de la Asociación de Solidaridad Árabe-Latinoamericana "José Martí", una de las presentes preguntó a la visitante que implicó para ella la responsabilidad por ser hija del Che.

"Mi madre nos educó en que al morir mi papá nos encontraríamos ante un escenario de tres grupos de personas, los que nos mimarían, los que nos exigirían a rajatabla seguir el ejemplo de mi padre y los que nos tratarían de igual a igual”.

Nos enseñó a mantenernos en el último segmento y no aceptar prebendas o privilegios, en tanto que de esa manera violaríamos los conceptos de Che Guevara.

Y así, como un cubano de a pie, nos criamos mis tres hermanos y yo sin creernos mejores o peores, solo seres humanos con los valores de un pueblo que lucha por conseguir un mejor futuro para todos, afirmó.