Experto en microbiología afirma que mutaciones del coronavirus demorarán la recuperación

Las mutaciones del coronavirus demorarán uno o dos años más que podamos recuperarnos, afirma especialista.

  • Experto en microbiología afirma que mutaciones del coronavirus demorarán la recuperación
    Experto en microbiología afirma que mutaciones del coronavirus demorarán la recuperación

Más contagiosas, resistentes a las vacunas y mortales; las variantes británica, sudafricana y brasileña del coronavirus, despiertan dudas, miedos y preocupaciones en todo el mundo. Cada nuevo descubrimiento de los científicos sobre potenciales riesgos de las nuevas versiones del SARS-CoV-2 diluyen la esperanza que se había ganado desde finales del año pasado con la llegada de las vacunas para hacer frente a la pandemia.

Los virus mutan todo el tiempo, solo un puñado de cambios en su material genético están bajo la lupa de los especialistas y las autoridades sanitarias.

Ravi Gupta, profesor de Microbiología Clínica de la Universidad de Cambridge y uno de los investigadores que encabeza los esfuerzos para saber más de las mutaciones, dijo que “No hay duda de que las nuevas variantes harán más difícil la respuesta mundial contra la pandemia”. asevera.

El virus está evolucionando rápidamente y están apareciendo nuevas variantes en diferentes países.

“Las mutaciones quizás harán que nos tome uno o dos años más recuperarnos”, expresó Gupta, quien afirma que -a pesar de todo- "estaremos bien”, porque “la buena noticia es que se han podido fabricar vacunas y el punto más importante es que se siga teniendo acceso a esas vacunas”.

Actualmente el número de vacunados contra la enfermedad ya supera el número de casos nuevos, estas son buenas noticias, pero la proporción de personas protegidas por ahora alcanza aproximadamente solo el 1.5% de la población de los países de Europa donde ya se ha comenzado un programa de inmunización.

Con el tiempo, el virus conocido como SARS-CoV-2 y que ya ha matado a más de dos millones de personas en todo el mundo, podría convertirse en otra infección bastante común, uniéndose a las muchas otras enfermedades infecciosas con las que la humanidad ha aprendido a vivir.