Siete muertes en el Reino Unido entre los receptores de AstraZeneca

El reconocimiento británico de las muertes se produce cuando varios países europeos han suspendido el uso de la vacuna de AstraZeneca por su posible relación con los coágulos sanguíneos.

  • Siete muertes en el Reino Unido entre los receptores de AstraZeneca.
    Siete muertes en el Reino Unido entre los receptores de AstraZeneca.

El regulador médico del Reino Unido dijo el sábado que de las 30 personas que sufrieron coágulos de sangre tras recibir la vacuna de Oxford-AstraZeneca, siete han muerto.

El reconocimiento británico de las muertes se produce cuando varios países europeos han suspendido el uso de la vacuna de AstraZeneca por su posible relación con los coágulos sanguíneos.

La Agencia Reguladora de Medicamentos y Productos Sanitarios del Reino Unido dijo en un comunicado que "de los 30 informes hasta el 24 de marzo inclusive, lamentablemente siete han muerto".

El viernes, los Países Bajos suspendieron la vacunación con la vacuna de AstraZeneca para los menores de 60 años, después que se produjeran cinco nuevos casos entre mujeres, una de las cuales falleció.

Alemania tomó una decisión similar a principios de esta semana.

Se espera que la Agencia Europea del Medicamento (EMA), que al igual que la Organización Mundial de la Salud había declarado segura la vacuna de AstraZeneca, anuncie un dictamen actualizado sobre el tema el 7 de abril.

La EMA volvió a decir el miércoles que cree que la vacuna es segura y que los expertos no han encontrado factores de riesgo específicos como la edad, el sexo o los antecedentes médicos.

El organismo regulador del Reino Unido dijo que los 30 informes de trombosis, presentados por médicos o miembros del público a través de un sitio web del gobierno, se produjeron después de que se hubieran administrado 18,1 millones de dosis de la vacuna en el país.

La mayoría de los casos (22) eran trombosis de los senos venosos cerebrales, una enfermedad poco frecuente en la que se forma un coágulo de sangre en el cerebro.

En otros ocho casos se produjeron trombosis y niveles bajos de plaquetas, que ayudan a la coagulación de la sangre.

No hubo informes de coágulos de sangre de la vacuna de Pfizer/BioNTech, dijo, añadiendo que "nuestra revisión exhaustiva de estos informes está en curso".

El sitio web del organismo regulador afirma que, sobre la base de los datos actuales, los beneficios de las vacunas contra el COVID-19 "siguen superando cualquier riesgo".

AstraZeneca afirmó el mes pasado, tras los ensayos de eficacia realizados en EE.UU., que su vacuna es un 79% eficaz en la prevención de la enfermedad y no aumenta el riesgo de coágulos sanguíneos.

En el Reino Unido se han administrado más de 31 millones de dosis de la primera vacuna, utilizando tanto la de Oxford-AstraZeneca como la de Pfizer-BioNTech. Los ciudadanos no pueden elegir cuál recibir.

En junio de 2020, el Reino Unido encargó 100 millones de dosis de la vacuna de Oxford-AstraZeneca y apoyó su desarrollo. También encargó 30 millones de dosis de la vacuna de Pfizer-BioNTech el mismo año.